Última fase del juicio por el asesinato del exprimer ministro libanés, 13 años después

Anuncios

La Haya (AFP)

Más de 13 años después del atentado contra el exprimer ministro libanés Rafic Hariri, que mató a otras 21 personas en el centro de Beirut, el juicio de los sospechosos, todos presuntos miembros del movimiento chiita Hezbolá, entra en su última etapa.

El martes tendrá lugar la lectura de las conclusiones del proceso y el vacío banco de los acusados tiene el efecto de un silencio ensordecedor en este juicio ante el tribunal de Naciones Unidas creado para juzgar a los responsables de la muerte en 2005 del exprimer ministro libanés.

En efecto, pese a las órdenes de detención del Tribunal Especial para Líbano (TEL), el movimiento Hezbolá, que rechazó la autoría del asesinato, se negó a entregar a los acusados. Estos serán por tanto juzgados en su ausencia, sin siquiera haber estado en contacto con sus abogados.

Rafic Hariri, primer ministro sunita de Líbano hasta su dimisión en octubre de 2004, fue asesinado en febrero de 2005, cuando un kamikaze detonó una camioneta cargada de explosivos al paso del convoy blindado de Hariri en el paseo marítimo de Beirut.

Saad Hariri, su hijo y actual primer ministro libanés, se desplazará a La Haya, donde se encuentra la sede del TEL, según una información de su gabinete.

Unas 226 personas resultaron heridas en el atentado, atribuido en un principio a los generales libaneses prosirios. El asesinato suscitó fuertes reacciones, que provocó la retirada de las tropas sirias tras casi 30 años de presencia en territorio libanés.

burs-cvo/dk/smt/ple/bc