Saltar al contenido principal

ONU insta a evitar en Idlib la "peor tragedia humanitaria del siglo"

Equipos de rescate retiran los escombros para abrir una carretera en medio de la destrucción causada por los bombardeos de las fuerzas del Gobierno en la localidad de Al Habit, en los límites meridionales de la provincia rebelde de Idlib, el 10 de septiembre de 2018.
Equipos de rescate retiran los escombros para abrir una carretera en medio de la destrucción causada por los bombardeos de las fuerzas del Gobierno en la localidad de Al Habit, en los límites meridionales de la provincia rebelde de Idlib, el 10 de septiembre de 2018. Omar Haj Kadour / AFP

Más de 30.000 personas han huido de Idlib en los últimos 10 días por el temor de una posible ofensiva militar sin precedentes, según la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU.

Anuncios

La Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la Organización de las Naciones Unidas (Ocha por sus iniciales en inglés) tiene especial atención en Idlib, ciudad al noroeste de Siria, debido a la inminente ofensiva contra de los rebeldes en la zona y que ha provocado la salida de cientos de civiles.

La ciudad es el objetivo de una ofensiva militar de parte de las fuerzas leales al Gobierno de Bashar al-Asad, las cuales buscan retomar el control de la zona, considerada como la última fortaleza rebelde en el noroeste de Siria.

“Tiene que haber maneras de solucionar este problema sin que Idlib se convierta en la peor catástrofe humanitaria con la mayor pérdida de vidas humanas del siglo XXI”, declaró Mark Lowcock, subsecretario general de la ONU para los Asuntos Humanitarios, en Ginebra.

“Se sabe que hay allí una gran cantidad de combatientes, incluso terroristas de organizaciones proscritas. Pero pienso que hay 100 civiles, la mayoría mujeres y niños, por cada combatiente en Idlib”, dijo el representante de la ONU.

Idlib, Siria

Por otro lado David Swanson, portavoz de Ocha, indicó a la agencia de noticias Reuters que un total de 30.542 personas han abandonado Idlib entre el 1 y el 9 de septiembre de 2018, fecha en la que se reanudaron los bombardeos en la zona.

Abu al-Baraa al-Hamawi, un líder rebelde de la zona norte de Hama, destacó que un 95% de los civiles ha abandonado aldeas en el norte y oeste de la provincia de Hama y en la zona sur de Idlib debido a los ataques aéreos.

En la actualidad alrededor de 2,9 millones de personas viven en el área ocupada por la oposición que comprende la mayor zona de Idlib y lugares adyacentes como Alepo, Hama y Latakia.

Mark Lowcock, coordinador de emergencias de la ONU, ha señalado que de ese número de habitantes, cerca de 800.000 saldrán de sus hogares como consecuencia de un agravamiento de la ofensiva en la zona.

"Nos estamos preparando muy activamente para la posibilidad de que los civiles se muevan en grandes cantidades en múltiples direcciones", refirió el representante de Ocha.

Por otro lado, Christy Delafield, quien pertenece a la organización de ayuda Mercy Corps (una de las más grandes que trabajan en Siria) ha referido que ha sido complicado para las organizaciones de ayuda mantenerse al día con los desplazamientos.

"Hay una falta de capacidad de almacenamiento de agua en muchas de las áreas en las que operamos, con solo dos o tres días de agua disponible para los civiles (…) también han aumentado los precios de los alimentos debido al conflicto”, dijo Delafield.

Dos niñas que huyeron de la provincia siria de Idlib son fotografiados en un campamento en Kafr Lusin cerca de la frontera con Turquía en la parte norte de la provincia el 9 de septiembre de 2018.
Dos niñas que huyeron de la provincia siria de Idlib son fotografiados en un campamento en Kafr Lusin cerca de la frontera con Turquía en la parte norte de la provincia el 9 de septiembre de 2018. Aref Tammawi / AFP

Ginebra alberga un nuevo encuentro esperanzador para Idlib

El enviado especial de la ONU para el conflictio sirio, Steffan de Mistura, inició desde el lunes 10 de septiembre una reunión de dos días con representantes de los Gobiernos de Siria, Irán, y Turquía, en las que espera conformar un comité constitucional que ayude a solucionar la crisis en Siria.

Sin embargo, la mayor preocupación de Mistura es que los esfuerzos se vean eclipsados por el desarrollo de la ofensiva en Idlib.

Rusia e Irán respaldan un ataque sobre Idlib mientras que Turquía, busca evitar que una ofensiva sobre la zona genere un colapso en sus fronteras.

David Swanson, portavoz de Ocha, ha destacado que desde el pasado 7 de septiembre, han aumentado los bombardeos en la zona, cuando se llevó a cabo la reunión de Teherán en la que los presidentes de Rusia, Turquía e Irán debatieron la situación sobre Idlib y fallaron en alcanzar un alto al fuego.

El lunes 10 de septiembre, tropas sirias lanzaron una ofensiva con misiles y barriles explosivos en contra de las provincias de Idlib y Hama, la cual impactó una escuela y dejó como saldo siete heridos, entre ellos un alumno.

Con EFE y Reuters

selfpromo.newsletter.titleselfpromo.newsletter.text

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.