Saltar al contenido principal

El paso del tifón Mangkhut deja tres muertos y decenas de derrumbes en Filipinas

Varias personas bloqueadas en una carretera parcialmente inundada, después de que el tifón Mangkhut golpeara la isla principal de Luzón. 15 de septiembre de 2018.
Varias personas bloqueadas en una carretera parcialmente inundada, después de que el tifón Mangkhut golpeara la isla principal de Luzón. 15 de septiembre de 2018. Erik De Castro / Reuters

El poderoso Mangkhut llegó a Filipinas con vientos y lluvias torrenciales que destruyeron decenas de viviendas y provocaron cerca de 42 derrumbes de tierra. Este es el mayor tifón que ha azotado a Filipinas en los últimos cinco años.

ANUNCIOS

El norte de Filipinas fue azotado por el tifón Mangkhut en las primeras horas de la madrugada de este sábado 15 de septiembre. Una de las más afectadas fue la isla Luzón, en donde vive cerca de la mitad de la población total del país.

La agencia de desastres filipina aseguró que dos trabajadores de rescate murieron cuando trataban de liberar a las personas atrapadas en un deslizamiento de tierra en una región montañosa; mientras que la policía dijo que se había encontrado un cadáver en un río en Manila.

Las zonas que más sufrieron los estragos de Mangkhut son áreas montañosas de difícil acceso, razón por la cual aún se espera un recuento más completo de daños y víctimas.

Según el Centro de Reducción de Desastres, el número de víctimas mortales podría aumentar, mientras se confirman varios reportes sobre posibles fallecidos y desaparecidos en lugares aún inaccesibles por las autoridades.

Por su parte, la agencia meteorológica estatal PAGASA bajó su nivel de amenaza, sin embargo, advirtió que el peligro estaba lejos de terminar, con tormentas y fuertes lluvias que causaron grandes inundaciones.

Mangkhut tocó tierra en la localidad de Baggao, en la costa nororiental de Filipinas. Los vientos de hasta 305 kms por hora y las fuertes lluvias provocaron olas de hasta seis metros de altura.

A medida que el tifón iba abandonando el territorio filipino, su fuerza se redujo, aunque ahora se dirige a Hong Kong y Taiwán, con vientos sostenidos de 170 kms por hora y rachas de 260.

Con Reuters.

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.