Rendez-vous

Repetición


LOS ÚLTIMOS PROGRAMAS

EN FOCO

China espera un 'baby boom' tras la política del segundo hijo

Saber más

EN FOCO

Por qué los turcos-alemanes se sienten extranjeros en Alemania

Saber más

HISTORIA

El PT, un partido amenazado por la corrupción en Brasil

Saber más

ELLAS HOY

Mujeres trans ganan terreno en la política brasileña

Saber más

MEDIO AMBIENTE

ONU: "Se nos acaba el tiempo para evitar un desastre ambiental"

Saber más

EE. UU. y Canadá

Estados Unidos reducirá a 30.000 el número de refugiados que recibirá en 2019

© Adrees Latif / Reuters | Una mujer inmigrante sostiene a su hijo junto al muro fronterizo mientras ella y otros esperan ser aprehendidos luego de cruzar ilegalmente a los EE. UU. Desde México el 29 de agosto de 2018.

Texto por Andrea Rincón

Última modificación : 18/09/2018

El secretario de Estado, Mike Pompeo, alegó que se estableció ese límite porque su sistema migratorio está abrumado. La cifra para el próximo año es la más baja registrada desde 1980, pues, en 2017 se admitieron cerca de 45.000 personas.

Para Pompeo esta decisión hace parte del "largo historial de Estados Unidos como la nación más generosa del mundo en lo que respecta a la inmigración basada en la protección”. Sin embargo, las cifras demuestran que es la reducción más drástica que ha realizado el país desde hace tres décadas.

Tan solo en 2017, cuando Barack Obama dejaba la presidencia, abrió las puertas a cerca de 117.000 refugiados y en 2016 a 85.000, lo que indica un cambio de política en materia de inmigración por parte de la administración Trump que continúa despertando críticas.

“El anuncio de hoy es una vergonzosa abdicación de nuestra humanidad frente a la peor crisis de refugiados en la historia", dijo Jennifer Quigley, vocera de Human Rights First, en un comunicado.

En una rueda de prensa, Pompeo insistió en que el nuevo tope de 30.000 cupos "debe considerarse en el contexto de las muchas otras formas de protección y asistencia ofrecidas por Estados Unidos", y que no debe ser el "único barómetro" para medir los esfuerzos humanitarios de esa nación.

“La administración Trump está abandonando la promesa de este país a los refugiados"

Desde su campaña en 2016, Trump prometió imponer restricciones a los procesos de inmigración y desde que llegó al poder lo ha puesto en marcha, pues ha disminuido considerablemente el ingreso de refugiados a Estados Unidos.

Ryan Mace, un especialista en refugiados de Amnistía Internacional EE.UU., pidió al Congreso que se oponga a la medida cuando terminen las asignaciones del año fiscal para 2019.

"La administración Trump está abandonando la promesa de este país a los refugiados", señaló Mace. "El anuncio de hoy demuestra otro ataque político innegable contra las personas que se han visto obligadas a huir de sus hogares".

El viraje en la política de inmigración no solo se ha evidenciado en la reducción del número de personas admitidas sino en los refugiados que ingresan, pues según un análisis de la agencia Reuters en el que utilizó datos del Gobierno norteamericano, el porcentaje de musulmanes admitidos en el país es ahora un tercio de lo que era hace dos años mientras que la cifra de europeos se ha triplicado.

Con EFE y Reuters

 

Primera modificación : 18/09/2018