Saltar al contenido principal

El papa Francisco reconoció a siete obispos chinos y mejora sus relaciones con China

El papa Francisco visita el Santuario de la Divina Misericordia en la Capilla de la Puerta del Alba en Vilna, Lituania, el 22 de septiembre de 2018.
El papa Francisco visita el Santuario de la Divina Misericordia en la Capilla de la Puerta del Alba en Vilna, Lituania, el 22 de septiembre de 2018. Cortesía del Vaticano / REUTERS

El Vaticano anunció la creación de un acuerdo histórico con China mediante el cual el Papa reconoció a siete obispos designados por Beijing. Con el pacto, la Iglesia Católica y el gigante asiático buscan mejorar sus relaciones bilaterales.

Anuncios

El papa Francisco reconoció el sábado 22 de septiembre a siete obispos chinos que habían sido nombrados por China sin la aprobación de la Santa Sede. La acción forma parte de un acuerdo histórico firmado entre el Vaticano y el país asiático en aras de mejorar las relaciones diplomáticas entre ambas partes, congeladas desde 1951.

En un comunicado, el Vaticano dijo que el Papa había decidido incorporar a la Iglesia a esos obispos "oficiales" y a un octavo obispo, que falleció el año pasado.

"El papa Francisco espera que con estas decisiones, pueda comenzar un nuevo proceso que permita cerrar las heridas del pasado", agregó el Vaticano. El número dos de la Santa Sede, Pietro Parolin, uno de los grandes partidarios del acuerdo, dijo que el santo pontífice espera que el acuerdo conduzca a "gestos de reconciliación concretos y fraternos" para ir más allá de las "tensiones pasadas e incluso recientes".

El portavoz del Vaticano, Greg Burke, aseguró desde una rueda de prensa realizada en Lituania, que el objetivo de dicho acuerdo "no es político sino pastoral, y permitir a los fieles tener obispos que estén en comunión con Roma pero al mismo tiempo reconocidos por las autoridades chinas".

China también aboga por mejorar las relaciones bilaterales

Se estima que en China actualmente hay unos 12 millones de católicos. Los fieles en el país están divididos entre los que siguen a una asociación dirigida por el Gobierno, cuyos representantes son escogidos directamente por el Partido Comunista y una iglesia no reconocida que jura lealtad al Vaticano.

Según informó la Santa Sede, lo pactado con China "se acordó luego de un largo proceso de negociaciones cuidadosas y prevé la posibilidad de revisiones periódicas de su aplicación".

China, por su parte, dijo que se trata de un acuerdo "provisional" y que este fue firmado en Beijing por el vicecanciller, Wang Chao, y por una delegación del Vaticano encabezada por el subsecretario para las relaciones con el Estado, Antoine Camilleri. Además, puntualizó que las dos partes "continuarán manteniendo la comunicación e impulsarán el mejora de las relaciones bilaterales".

Con AFP y EFE

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.