Saltar al contenido principal

Julian Assange sostiene que Ecuador busca terminar con su asilo en Londres

El fundador de WikiLeaks declaró en una videoconferencia que teme una posible extradición a Estados Unidos.
El fundador de WikiLeaks declaró en una videoconferencia que teme una posible extradición a Estados Unidos. Neil Hall / Reuters

La justicia ecuatoriana rechazó la demanda interpuesta por el fundador de WikiLeaks para que no se apliquen regulaciones a sus condiciones en la embajada de Quito en Londres.

Anuncios

La justicia ecuatoriana desestimó el recurso presentado por Julian Assange, asilado en la sede de la embajada de Ecuador en Londres desde el año 2012 y ahora tendrá que acomodarse a una estricta normativa de visitas, comunicaciones y hasta de aseo. Sino, deberá dejar la sede diplomática.

Assange había interpuesto un recurso en contra de un documento emitido por la Cancillería ecuatoriana para regular sus condiciones en la sede, el cual fue declarado "inadmisible" por la magistrada, Karina Martínez.

La decisión para rechazar el recurso se sustenta en el hecho de que el Gobierno de Ecuador no ha conculcado ninguno de los derechos del activista australiano al emitir un protocolo especial de higiene, visitas, comunicaciones y atención médica.

"La señora jueza ha emitido su sentencia y ha rechazado la acción de protección planteada por Assange", afirmó el procurador general de Ecuador, Iñigo Salvador.

Assange, preocupado por una posible extradición

Durante una videoconferencia en la que presentó su testimonio sobre las medidas de la Cancillería, Assange mostró su preocupación a que Ecuador pueda poner fin a su solicitud de asilo. Además, sostuvo que las nuevas reglas eran una señal de que Ecuador estaba tratando de expulsarlo y dijo que el presidente ecuatoriano, Lenín Moreno, ya había decidido terminar su asilo, pero aún no había dado oficialmente la orden.

Por otro lado, hizo mención sobre un presunto diálogo entre el presidente de Ecuador y el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, quien  habría pedido la entrega del activista.

"No quiero meterme en política, pero vemos que el Gobierno ecuatoriano está apoyándose más en Estados Unidos y Reino Unido con mayor influencia", dijo el australiano de acuerdo con el diario ecuatoriano 'El Comercio'.

La defensa de Assange, encabezada por el exjuez español Baltasar Garzón, le ha solicitado a la Corte ecuatoriana la publicación de los protocolos sobre las conversaciones realizadas entre diplomáticos ecuatorianos y funcionarios del Gobierno de Reino Unido.

No obstante, el canciller ecuatoriano, José Valencia, rechazó la petición e indicó el carácter privado que tienen las conversaciones del presidente Moreno con otros mandatarios.

"Las decisiones del Gobierno ecuatoriano se establecen de acuerdo al derecho internacional, de acuerdo al asilo y respeta todos los derechos en ese caso (…) Así como exige del asilado que cumpla obligaciones que son elementales, que son sentido común", dijo Valencia.

Defensores de Assange piden conexión segura a internet

La negativa por parte de Assange a firmar un acuerdo en el que se compromete a no emitir mensajes que pudiesen comprometer la relación de Ecuador con otros países provocó una suspensión de las comunicaciones de Assange con el mundo exterior.

No obstante, el 19 de octubre los funcionarios de la sede diplomática le permitieron al fundador de WikiLeaks el acceso a internet a través de la red WiFi de la embajada.

Sin embargo, a juicio de sus abogados, Assange es calificado como un objetivo internacional, por lo que instan al Gobierno de Ecuador a ofrecer una conexión a internet más segura.

Con EFE y AFP

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.