Saltar al contenido principal

Austria se desvincula del Pacto para la Migración

El canciller austriaco Sebastian Kurz durante una conferencia de prensa en Viena el 3 de julio de 2018.
El canciller austriaco Sebastian Kurz durante una conferencia de prensa en Viena el 3 de julio de 2018. Leonhard Foeger / Reuters

Austria anunció que no firmará el pacto sobre migración propuesto por Naciones Unidas, que debería ser adoptado en diciembre próximo. El Gobierno alega haber actuado "en defensa de la soberanía nacional".

Anuncios

Austria se ha negado a firmar un pacto global que busca promover una migración más segura y organizada. La decisión austriaca la hizo saber el canciller conservador Sebastian Kurz, quien asumió funciones en diciembre del 2017 gracias a una coalición con el Partido de la Libertad, nacionalista y anti inmigración.

Kurz ha hecho de la lucha contra la inmigración una prioridad de su Gobierno, a sabiendas de que Austria ocupa la presidencia rotativa de la Unión Europea.

Este pacto fue auspiciado por las Naciones Unidas y el documento, que no es vinculante, fue terminado en el mes de julio de 2018. Su aprobación formal tendrá lugar en Marruecos entre el 11 y el 12 de diciembre de este año.

El Gobierno austriaco apoya su decisión en que el pacto en cuestión borraría la diferencia entre la migración legal e ilegal. "Hay puntos que vemos de manera crítica y tememos por nuestra soberanía nacional", dijo Kurz.

Heinz-Christian Strache, el vicecanciller austriaco, explicó que "la migración no puede convertirse en un derecho humano", como tampoco ve posible que se conceda el derecho de migración por razones como el clima o la pobreza”, agregó.

Estados Unidos tampoco firmará el tratado

Los estados miembros de la ONU se reunieron en septiembre de 2016 para adoptar una declaración en la que rezaba que ningún país podía manejar por sí solo el tema de la migración internacional y que era necesario lanzar un proceso para llegar a un pacto global. Estados Unidos, bajo el gobierno de Barack Obama en ese momento, formaba parte de los países que apoyaron el acuerdo.

Sin embargo, en diciembre de 2017 el Gobierno de EE.UU se retiró de las negociaciones argumentando que muchos de los puntos eran "inconsistentes con las políticas migratorias y de refugiados" de ese país ahora gobernado por Donald Trump.

En total el pacto desarrolla 23 puntos que abordan cómo mejorar la cooperación para gestionar el flujo migratorio y varias acciones para reducir la detención de los migrantes.

Con AP

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.