Saltar al contenido principal

Autoridades de California informan que el 35% del Camp Fire está contenido

Un miembro del equipo de voluntarios de búsqueda y rescate trabaja en el condado Calaveras, destruido por el Camp Fire. 13 de noviembre de 2018.
Un miembro del equipo de voluntarios de búsqueda y rescate trabaja en el condado Calaveras, destruido por el Camp Fire. 13 de noviembre de 2018. Terray Sylvester / Reuters

El Departamento de Protección Forestal e Incendios de California está monitoreando y trabajando para contener las llamas. El feroz incendio ya dejó al menos 50 personas muertas.

ANUNCIOS

Al menos 100 militares entrenados para buscar e identificar cuerpos llegarán a reforzar los equipos de búsqueda en los restos de Paradise, California, donde las llamas arrasaron con la ciudad el pasado jueves.

La conflagración deja hasta el momento 50 personas muertas y 228   desaparecidas, el incendio más mortífero en la historia de ese estado.

El martes 14 de noviembre en la noche, el sheriff del condado de Butte, Kory Honea, afirmó que la cifra de desaparecidos es muy volátil ya que puede que algunos individuos simplemente hayan perdido contacto durante las caóticas evacuaciones.

En el norte de California, Estados Unidos, las llamas han cobrado la vida de al menos 48 personas mientras en inmediaciones de Los Angeles dos personas murieron por las llamas del Woolsey Fire.

El Camp Fire, alimentado por un matorral seco y avivado por fuertes vientos, ha culminado una temporada catastrófica de incendios forestales en California que los expertos atribuyen en gran parte a los largos periodos de sequía atribuibles en gran medida al calentamiento global.

El trabajo de contención del Camp Fire se ayuda de los vientos

Entre tanto, los equipos de bomberos siguen trabajando para apagar el incendio Camp Fire que, según el Departamento de Protección Forestal e Incendios de California (CAL FIRE), está contenido en un 35%. Más hacia el sur, en inmediaciones de Los Angeles, el Woolsey Fire está contenido en un 47%, mientras el Hill Fire está contenido en un 94%.

Pese a los esfuerzos de los más de 5.000 bomberos que luchan contra las llamas, según los datos del CAL FIRE, el fuego siguió creciendo la pasada noche hasta alcanzar las 52.600 hectáreas.

La fuerza de los vientos ha disminuido y la humedad ha aumentado, lo cual le ha permitido a los equipos de bomberos instalar líneas de contención alrededor de un tercio del Camp Fire y el Woolsey Fire, limitando los posibles daños a vidas humanas y propiedades.

Josh Campbell, oficial de CAL FIRE, le dijo a la cadena 'KRCR TV' que los fuertes vientos, de más de 50 kilómetros por hora, en el Cañón Feather River estaban ayudando a los equipos locales a disminuir la propagación de las llamas del Camp Fire.

“Esto nos está dando la oportunidad de construir nuestras líneas de contención, para que podamos estar listos frente al fuego y apagarlo”, afirmó.

En esta zona, más de 50 mil personas han sido evacuadas. En los Ángeles, las llamas han destruido al menos 400 estructuras y 200 mil personas fueron evacuadas.

Con EFE y Reuters

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.