Saltar al contenido principal

Francia: los ‘chalecos amarillos’ convocan a la primera marcha de 2019

Miembros de los 'chalecos amarillos' se movilizan en el centro de París, el 22 de diciembre de 2018.
Miembros de los 'chalecos amarillos' se movilizan en el centro de París, el 22 de diciembre de 2018. Christian Hartmann, Reuters

El movimiento de protesta contra el gobierno de Emmanuel Macron realiza este sábado la octava jornada de manifestaciones, luego de marchas que contaron con menos participantes a finales del año pasado.

Anuncios

Los miembros del movimiento de los ‘chalecos amarillos’ se preparan para la octava jornada de protesta contra el gobierno de Emmanuel Macron y la primera de 2019. Durante las últimas semanas del año pasado, los participantes de las marchas se redujeron tras las concesiones del gobierno para aumentar el poder adquisitivo de los trabajadores.

Sin embargo, los anuncios del presidente Macron en 2018 no lograron apagar del todo la protesta y el entusiasmo todavía es evidente en las redes sociales. Algunos de los miembros del movimiento exigen concesiones más profundas.

Por eso, la Policía de París se prepara para todos los escenarios. Guillaume Ruet, del sindicato de Policía CFDT señaló que “siempre hay excesos, por lo que nuestras medidas de seguridad están en pie, incluso para los mismos ‘chalecos amarillos’. Y aunque estamos cansados, ahí estaremos”.

Los comerciantes, que vieron sus ingresos reducidos durante la temporada navideña debido a los brotes de violencia surgidos en las protestas, están listos para cerrar sus tiendas en caso de que la manifestación sea muy grande.

El gobierno asegura que los manifestantes que quedan son "agitadores"

Para el gobierno, quienes siguen protestando luego de las concesiones de Macron ya no tienen motivaciones socio-económicas, que fueron el origen del movimiento. Según señaló el portavoz Benjamin Griveaux, al término del primer Consejo de Ministros del año, se trata de “agitadores que quieren la insurrección y derrocar al Gobierno”.

Griveaux enfatizó que el presidente ya respondió a las reivindicaciones “legítimas” del movimiento con los anuncios de principios de diciembre, y aseguró que el número de participantes en el movimiento de los ‘chalecos amarillos’ se redujo de más de 236.000 a comienzos de diciembre a 2.000 en este momento.

La del sábado 5 de enero será la primera manifestación luego del arresto de Éric Drouet, una de las caras más visibles del movimiento, por realizar una manifestación “no informada”. Aunque fue liberado un día después, el camionero deberá responder ante la justicia por sus actividades en las protestas, aseguró Griveaux.

Con Efe

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.