Saltar al contenido principal

El Ejército aumenta el control de las instalaciones de Pemex en México

Un soldado hace guardia frente a un centro de almacenamiento y distribución de Pemex en El Salto, estado de Jalisco, como parte de las medidas tomadas por el presidente mexicano, Manuel López Obrador, contra el robo de combustible, el 7 de enero de 2019.
Un soldado hace guardia frente a un centro de almacenamiento y distribución de Pemex en El Salto, estado de Jalisco, como parte de las medidas tomadas por el presidente mexicano, Manuel López Obrador, contra el robo de combustible, el 7 de enero de 2019. Ulises Ruiz / AFP

La medida es ejecutada luego de que el lunes 7 de enero el presidente, Andrés Manuel López Obrador, ordenara el despliegue de 900 efectivos militares que se suman a los 4.000 que ya hacían presencia para evitar el robo de combustible.

Anuncios

Se trata de una militarización que busca acabar con el robo de hidrocarburos, pero a su vez sería la razón de la escasez de combustible en el país. Tanto los centros de distribución como de abastecimiento de la empresa de Petróleos Mexicanos, Pemex, permanecerán resguardos por uniformados durante al menos un mes, según el Gobierno mexicano.

La situación se produce en varios estados del país como Guanajuato, Tamaulipas, Veracruz, Oaxaca y Nuevo León, entre otros.

El presidente Andrés Manuel López Obrador asegura que con esta decisión se podrá reducir el hurto de combustible, que en 2018 significó una pérdida de alrededor de 3.400 millones de dólares para la compañía estatal petrolera.

Denuncian escasez de combustible por el aumento de vigilancia

Al menos seis estados del país han enfrentado insuficiencia de carburantes y el cierre de estaciones de servicio por falta de estos tras el cambio de modelo en el sistema de suministro para evitar los hurtos de gasolina.

Un surtidor de combustible con una pancarta que dice "Fuera de servicio" se aprecia en una gasolinera de la empresa estatal Petróleos Mexicanos (Pemex), que está cerrada por falta de combustible, en Guadalajara, México, el 6 de enero de 2019.
Un surtidor de combustible con una pancarta que dice "Fuera de servicio" se aprecia en una gasolinera de la empresa estatal Petróleos Mexicanos (Pemex), que está cerrada por falta de combustible, en Guadalajara, México, el 6 de enero de 2019.

El presidente reconoció la dificultad para adquirir el combustible, sin embargo, asegura que no hay ni habrá desabastecimiento de hidrocarburos.

"Estamos cambiando todo el sistema de distribución, esa es la razón de la escasez. Pero tenemos suficiente gasolina", explicó López Obrador.

"Le podemos decir a la gente, a todos los mexicanos, que tenemos gasolina suficiente. Y no hay problema de desabastecimiento, lo que estamos cuidando es la distribución. No abrimos los ductos para que no haya fugas", enfatizó el mandatario.

Por su parte, el gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue, dijo a la radio local que, de las 415 estaciones de servicio del estado, solo 115 estaban abiertas. En León, la ciudad más grande de Guanajuato con una población de más de 1,5 millones, solo 7 de 196 estaciones estuvieron abiertas el domingo 6 de enero.

“El combustible se está convirtiendo en un problema grave", dijo Sinhue, miembro del Partido de Acción Nacional, PAN, de centro derecha y de oposición. "La gente está realmente enojada por esta escasez", agregó.

López Obrador promete acabar con años de robos de combustible

El mandatario mexicano asegura que su decisión de desplegar al Ejército para la vigilancia de las refinerías está dando buenos resultados, pese a que esta intervención también ha causado largas filas de conductores de vehículos enojados, en distintas regiones del país.

Imagen de archivo- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ofrece una rueda de prensa en el Palacio Nacional en la Ciudad de México, México, el 3 de diciembre de 2018.
Imagen de archivo- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ofrece una rueda de prensa en el Palacio Nacional en la Ciudad de México, México, el 3 de diciembre de 2018. Edgard Garrido/Reuters

La medida de López Obrador, quien se posesionó el pasado mes de diciembre, representa un intento por eliminar años continuados de robo de combustible.

El plan involucra a 15 dependencias federales, con especial énfasis en el combate de la presunta corrupción y complicidad al interior de la compañía petrolera.

La ministra de Energía, Rocío Nahle, ofreció una disculpa en la radio mexicana por la escasez. Al ser cuestionada sobre cuándo se solucionaría el problema, respondió que está en proceso de ser "normalizado".

Con Reuters y EFE

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.