Saltar al contenido principal
El Debate

Nicolás Maduro, ¿un presidente democráticamente electo o un gobierno de facto?

Adriana Loureiro / Reuters

Nicolás Maduro asumió un segundo mandato como presidente de Venezuela a pesar del rechazo de una parte de la comunidad internacional, quienes desconocen las elecciones de mayo de 2018 por considerar que estas no contaron con garantías democráticas. En El Debate de France 24 analizamos junto a un grupo de expertos qué se espera para el nuevo periodo presidencial de seis años y cómo se asumirán los cada vez más graves problemas del país.

ANUNCIOS

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, sostuvo durante su acto de juramentación del 10 de enero que 94 países "reconocen a Venezuela como una nación soberana", desestimando el rechazo de varios países de la región y de Europa a reconocerlo como jefe de Estado legítimo.

Entre los países que asistieron a la toma de posesión en Caracas se encuentran Rusia, China, Turquía e Irán, que han apoyado a Venezuela de forma irrestricta desde el mandato de Hugo Chávez, y naciones del continente americano como Bolivia, Nicaragua y Cuba, con quienes comparte su afinidad ideológica.

A pesar de ello, 19 países integrantes de la Organización de Estados Americanos (OEA) acordaron "no reconocer la legitimidad" de Maduro como presidente de Venezuela durante la realización de una reunión extraordinaria del Consejo Permanente, justo mientras el heredero de Chávez hacía su discurso ante el Tribunal Supremo.

"Es una progresión de una agresión permanente de quienes dirigen hoy la OEA en contra del Gobierno de Venezuela al declarar ilegítimo a un presidente que fue electo en una votación popular", dijo Omar Farías, miembro de la Asamblea Nacional Constituyente.

Pero un sector de la oposición venezolana ha calificado la toma de posesión del presidente venezolano como una "usurpación de poder" y una ruptura dentro de la cadena de mando que refiere a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana en ese país.

"Desde 1814 no se vivía una situación así en Venezuela (…) Está rota la cadena de mando, no hay comandante en jefe, ello implica que cualquier acción que pueda ejercer la Fuerza Armada no debe ser considerada como un delito" dijo el diputado de la Asamblea Nacional, José Manuel Olivares en los estudios de France 24.

"Esa oposición está fracturada y no le hace bien a la democracia que ellos dicen representar"

En Venezuela, algunos seguidores del presidente Maduro responsabilizan a una parte de la oposición de establecer alianzas con sectores externos con lo cual han establecido una imagen negativa del país y ello ha contribuido al rechazo que tienen del jefe de Estado en el exterior.

"Esa oposición está fracturada y no le hace bien a la democracia que ellos dicen representar (…) Ellos piden abiertamente un bloqueo o una intervención militar”, dijo el analista político Basem Tajeldine.

No obstante, México podría convertirse en un aliado de peso para el Gobierno venezolano con la llegada de Andrés López Obrador a la Presidencia del país. Una de las señalas fue que a pesar de formar parte del Grupo de Lima, se negó a firmar el acuerdo que desconoce a Maduro como presidente de Venezuela.

Pero es algo que se debe ver con cautela, dijo  el periodista Txomin Las Heras: "México no se ha retirado del Grupo de Lima y no envió una comisión de alto nivel a la toma de posesión".

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.