Saltar al contenido principal

Estados Unidos: 30.000 maestros inician huelga indefinida en Los Ángeles

Con pancartas ante el ayuntamiento, más de 30.000 maestros de escuelas públicas de Los Ángeles iniciaron una huelga indefinida en California, Estados Unidos, el 14 de enero de 2019.
Con pancartas ante el ayuntamiento, más de 30.000 maestros de escuelas públicas de Los Ángeles iniciaron una huelga indefinida en California, Estados Unidos, el 14 de enero de 2019. Mike Blake / Reuters

Más de 30.000 docentes de Los Ángeles comenzaron una huelga indefinida para exigir un aumento salarial y el pago de los saldos atrasados. La cancelación de las clases afecta a 640.000 estudiantes.

ANUNCIOS

Los maestros de Los Ángeles están en huelga indefinida. Los cerca de 30.000 docentes participantes iniciaron el paro de las actividades en cientos de escuelas este 14 de enero, luego de realizar un plantón ante el ayuntamiento para exigir la mejora de sus condiciones salariales y la contratación de más personal.

Pese a que los manifestantes no lograron llegar a un acuerdo con las autoridades educativas, representantes del Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD) reiteraron que todas las instituciones permanecerán abiertas. Sin embargo, en la segunda jornada de huelga más de dos tercios de la población estudiantil no se presentó a clases, según lo reseñado por 'Los Angeles Times'.

Y es que el de Los Ángeles es el segundo sistema escolar más grande de Estados Unidos, por lo que su paralización afecta a al menos 640.000 estudiantes en 900 campus de distintos niveles.

Mientras que los docentes buscan apoyo en organizaciones a favor de la educación, el alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti, les expresó su abierto respaldo en redes sociales y aseguró estar "orgulloso" de ellos y su movilización.

Las exigencias de los miembros del sindicato de maestros de Los Ángeles, UTLA por sus siglas en inglés, son claras: que les eleven el salario al menos un 6,5 por ciento, que reduzcan el número de estudiantes por clase y que sean incorporados al sistema más bibliotecarios y enfermeras.

De acuerdo con los datos del Departamento de Educación de California, el salario promedio de un docente ronda los 75.000 dólares y, aunque el Distrito les ofreció un aumento del seis por ciento además de ponerse al día con los pagos atrasados e invertir otros cien millones de dólares con el fin de poder contratar más empleados en el sector, todavía no llegan a un acuerdo que permita levantar la huelga.

La ruptura de las negociaciones, que derivó en el paro de actividades, se produjo el 11 de enero. En las últimas horas, Austin Beutner, el Superintendente Escolar del Condado de Los Ángeles, llamó al diálogo y recordó la necesidad de los maestros vuelvan a la mesa.

A la reacción de Beutner se le sumó la de Gavin Newsom, el Gobernador del Estado, quien afirmó que este cese de actividades “está perturbando la vida de demasiados niños y sus familias”.

En un comunicado oficial, el funcionario Newsom recordó que urge que las partes encuentren una pronta solución, dado que dichos maestros se encargan de las clases de menores de edad de familias de clase trabajadora, que presentan serios inconvenientes para encargarse del cuidado de los pequeños si las jornadas continúan siendo canceladas.

Con EFE y Reuters

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.