Saltar al contenido principal

Denuncian torturas y detenciones arbitrarias en manifestaciones ciudadanas en Zimbabue

Archivo: Manifestantes levantaron barricadas e incendiaron neumáticos durante las recientes protestas en las calles de Harare, la capital de Zimbabue. 15 de enero de 2019. Harare, Zimbabue.
Archivo: Manifestantes levantaron barricadas e incendiaron neumáticos durante las recientes protestas en las calles de Harare, la capital de Zimbabue. 15 de enero de 2019. Harare, Zimbabue. Reuters / Philimon Bulawayo / Foto de Archivo

La Comisión de Derechos Humanos de Zimbabue denunció “torturas sistemáticas” y detenciones arbitrarias por parte de las fuerzas de seguridad durante las recientes protestas ciudadanas.

Anuncios

“El Ejército Nacional de Zimbabue y la Policía instigaron a la tortura sistemática” afirmó la Comisión de Derechos Humanos en su informe, en el que también indican que las fuerzas de seguridad “llegan por la noche o de madrugada a las casas de las personas y piden a los hombres que salgan y se tumben en el suelo. Entonces les pegan, a todos los hombres, incluidos niños y les piden que huyan o los arrestan”, señala el documento.

Además, el informe del ente autónomo de supervisión nacional alertó que son cerca de 700 las personas detenidas, entre ellas un menor de edad de 11 años.

Rechazo al incremento en el precio de los combustibles

Las manifestaciones ciudadanas comenzaron el lunes 14 de enero, un día después de que el presidente zimbabuense, Emmerson Mnangagwa, diera a conocer un plan de reajuste de los precios de los combustibles que duplicó el valor de la gasolina, que pasó a costar cerca de 3 dólares estadounidenses por litro.

Los manifestantes pusieron barricadas en las calles de Harare, la capital, otros saquearon tiendas y supermercados. En respuesta, el Gobierno ordenó dos cortes de 24 horas en el servicio de Internet la semana pasada, para evitar que los manifestantes acordaran a través de redes sociales la realización de nuevas manifestaciones.

Así mismo, ordenó el despliegue de las fuerzas armadas que se han encargado de reprimir con brutalidad las protestas,, según afirman los testigos, provocando hasta el momento 12 muertos, centenares de heridos y de detenidos.

Organismos internacionales se unen a las denuncias.

En el informe la Comisión de Derechos Humanos denuncia el uso de “fuerza bruta, excesiva y desproporcionada”, no obstante, indicó que solo tiene constancia de 8 muertes, la mayoría de ellos a causa de disparos de armas.

A esta denuncia se han unido organizaciones internacionales como Human Rights Watch (HRW) o el International Crisis Group (ICG) que, desde Sudáfrica, acusaron al Gobierno de Zimbabue de “instigar” a la violencia contra los ciudadanos y de perpetrar la “impunidad” pese a el discurso reformista que tiene el presidente Mnangagwa.

Estas manifestaciones, insólitas desde la caída del exmandatario Robert Mugabe en noviembre de 2007, provocó que Mnangagwa tuviera que suspender su gira por Europa y Asia Central que finalizaría con su asistencia al Foro Económico Mundial en Davos, en Suiza y regresara a Harare para hacer frente a la situación que vive su país.

Reconocido activista permanecerá detenido

Por otra parte, el pastor y activista opositor Evan Mawarire continuará detenido por tiempo indefinido, después que una Corte decidiera posponer su audiencia prevista para el 23 de enero, en la que sería anunciado el valor de fianza a pagar para poder salir en libertad.

El tribunal anunció que los fiscales que hacen parte de la justicia zimbabuense no se encontraban listos para proceder con el caso para dar un veredicto. Mawarire es uno de los cientos de civiles que se encuentra detenido por fomentar las manifestaciones contra el Gobierno por el incremento de los precios de los combustibles, al tiempo que él niega los cargos presentados por las autoridades.

Con EFE y Reuters.

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.