Saltar al contenido principal

‘Pañuelos Rojos’ y 'Chalecos Azules' lanzan una protesta contra los 'Chalecos Amarillos'

Manifestantes sostienen un cartel durante un mitin de 'Pañuelos Rojos', contra los 'Chalecos Amarillos'
Manifestantes sostienen un cartel durante un mitin de 'Pañuelos Rojos', contra los 'Chalecos Amarillos' Alain Jocard / AFP

Durante 11 sábados, los 'Chalecos Amarillos' han paralizado gran parte de Francia con bloqueos de carreteras y protestas callejeras. Este domingo, los movimientos 'Pañuelos Rojos' y 'Chalecos Azules' respondieron con una contra-manifestación.

ANUNCIOS

Los movimientos de los ‘Pañuelos Rojos’, los ‘Chalecos Azules’ y de ‘Basta, es suficiente’ (Stop. Maintenant, ça suffit", en francés) surgieron por primera vez a finales del año pasado para contrarrestar las protestas de los ‘Chalecos Amarillos’ que habían iniciado su levantamiento, dando lugar a los peores disturbios en París en décadas, lo que costó a los contribuyentes millones de euros.

Al principio, los movimientos se desarrollaban principalmente en las redes sociales, pero a medida que las protestas de los ‘Chalecos Amarillos’ persistieron y llegaron hasta el nuevo año, estos grupos alternativos se unieron para organizar su primera protesta ‘Anti-Chalecos Amarillos’ en París este domingo, un día después del ‘Acto XI’ de manifestaciones a nivel nacional contra el Gobierno de Emmanuel Macron.

“Denunciamos el clima insurreccional instalado por los ‘Chalecos Amarillos’. También rechazamos las amenazas y el abuso verbal constante (sufrido por los chalecos que no son amarillos)”, dijeron en su manifiesto conjunto.

El sábado, casi 10.000 personas marcaron la casilla de participación en la página de eventos de Facebook llamada "#RepublicanMarchForFreedom", y otras 27,000 personas dijeron que estaban interesadas en ir.

"La gente no puede ir al trabajo"

Los ‘Pañuelos Rojos’ vieron la luz en noviembre y comenzaron como un grupo de Facebook, creado por John Christophe Werner, de la región francesa de Vaucluse. En una entrevista con el periódico regional Le Dauphiné Libéré, Werner dijo que él había creado el grupo porque "los ciudadanos de los 'Chalecos Amarillos' están penalizando a los ciudadanos todos los días".

"Hoy en día, muchas personas tienen miedo de abandonar sus casas, de usar las carreteras, de conducir a sus trabajos".

En el sitio web del grupo, varias personas relatan cómo fueron abusadas verbalmente por no usar el mismo distintivo amarillo reflexivo que usan los manifestantes antigubernamentales, también comentan cómo se han visto obligados a firmar peticiones para pedir la renuncia del presidente Emmanuel Macron para poder pasar por las vías en su camino al trabajo, y cómo han sido acusados de pertenecer a la burguesía por no aceptar las demandas de los ‘Chalecos Amarillos’.

El movimiento de ‘Chalecos Azules’ fue fundado por el experto legal de 36 años Laurent Segnis y surgió en Twitter en noviembre para protestar contra "los bloqueos, la violencia, las restricciones injustificadas a la libertad de ir y venir por los caminos, los ataques a la libertad" y a la opinión.

Segnis, quien afirma que gana menos de € 1,650 por mes y vive en una HLM (vivienda social francesa), dijo que creó el grupo porque a pesar de vivir en las mismas condiciones que muchos partidarios de los 'Chalecos Amarillos', no pudo identificarse con ninguno de los dos ni con sus métodos, ni con sus exigencias.

"Es suficiente"

El grupo de Facebook 'Basta, ya es suficiente' fue creado por el ingeniero aeronáutico Laurent Soulié, de 51 años, en la ciudad del sudoeste de Toulouse a mediados de diciembre para permitir que "los franceses que han permanecido en silencio (…) finalmente puedan opinar".

En una entrevista con la agencia de noticias AFP, a principios de esta semana, dijo que veía la creación del grupo como una necesidad porque las protestas de los ‘Chalecos Amarillos’ no parecían calmarse en absoluto a pesar de las concesiones hechas por el Gobierno para tratar de satisfacer algunas de sus demandas.

"Tengo una casa que necesita una buena capa de pintura, llevo 12 años manejando el mismo auto y reviso mis cuentas al final de cada mes para asegurarme de que no me he excedido", dijo rechazando la etiqueta de "riqueza" que algunos 'Chalecos Amarillos' le han atribuido.

Caroline Garcin, de 41 años de edad, exenfermera de la ciudad sureña de Montpellier y quien vive con un subsidio por discapacidad debido a un problema de sordera, dijo a la AFP que decidió unirse a los ‘Pañuelos Rojos’ luego de haber sido abusada verbalmente por los partidarios de los ‘Chalecos Amarillos’ en una rotonda vial, en noviembre, porque no llevaba un chaleco reflectivo amarillo.

"Me sentí totalmente sola en el mundo frente a esta ola de odio", dijo, y agregó que después de unirse a los ‘Pañuelos Rojos’, encontró "una Francia iluminada, tranquila y respetuosa".

Garcin dijo que aunque entiende el "sentido de injusticia social y fiscal de los 'Chalecos Amarillos'", se niega a ser "secuestrada" por ellos, y dice que le resulta inaceptable apoyar una causa que "pide un linchamiento o el asesinato de un policía".

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.