Saltar al contenido principal

Justicia argentina ordena no cobrar el uso del metro cuando fallen los mecanismos de acceso

Imagen de archivo. Pasajeros esperan para entrar a un vagón del metro de Buenos Aires, el 31 de marzo de 2016.
Imagen de archivo. Pasajeros esperan para entrar a un vagón del metro de Buenos Aires, el 31 de marzo de 2016. Eitan / AFP

La Justicia en argentina ordenó que no se cobre el viaje a los usuarios del metro de la ciudad de Buenos Aires cuando en las estaciones no funcionen las escaleras mecánicas o los ascensores.

ANUNCIOS

A pesar de que no todas las ciudades lo han adoptado, donde opera, el metro suele descongestionar las calles y facilitar la movilidad de sus habitantes. Eso es, cuando funciona bien, tanto las formaciones que ruedan sobre las vías, como el resto de la infraestructura del servicio, que incluye escaleras mecánicas y ascensores, esenciales para quienes tienen alguna dificultad de movilidad.

Y en Buenos Aires los problemas abundan y las soluciones escasean. Por ello, en un fallo difundido esta semana por el juez Andrés Gallardo, el magistrado dispuso que los usuarios de la red de subte, el metro de Buenos Aires, que encuentren escaleras mecánicas o ascensores fuera de servicio, estén exentos de pagar la tarifa del viaje.

Ordenó a la empresa Metrovías S.A., concesionaria -operadora- de la red de subtes de Buenos Aires, que no cobre el viaje a los usuarios al ingresar a la estación, cuando existen desperfectos. Y si ocurre, que a la salida devuelvan el importe en la tarjeta Sube, el dispositivo utilizado por los pasajeros de transporte público de Buenos Aires para pagar los viajes.

El fallo también alcanza a Subterráneos de Buenos Aires, Sociedad del Estado, propietaria legal del subte (SBASE), que es responsable del mantenimiento de unas pocas escaleras mecánicas (la mayor parte le corresponde a Metrovías).

Muchos pasajeros se acercaron a reclamar en estaciones con problemas. Un empleado del subte le dijo a France 24 en Español que lo llegaron a insultar cuando dijo que no los podía dejar pasar gratis, a pesar de comprender su frustración.

Es que la decisión comenzará a regir a partir del 18 de febrero, según confirmó el juzgado de Gallardo a France 24. El fallo también exige que se comunique lo estipulado por el juez y a los usuarios del subte en las estaciones y en diarios.

La empresa Metrovías no ha dado solución a fallos en las instalaciones

La decisión del juez llegó después de un largo camino, en el que una instancia superior (la Cámara de Apelaciones) resolvió el 13 de agosto de 2018 que en un plazo de diez días, Metrovías diera cuenta del regular funcionamiento de escaleras mecánicas y ascensores.

El juez considera que, desde entonces, no se avanzó. Según un peritaje que forma parte del expediente, en tres días diferentes, entre el 9 de septiembre de 2018 y el 7 de febrero de 2019, se constató que había fuera de servicio un gran número de mecanismos (ascensores o escaleras mecánicas) en las seis líneas del subte de Buenos Aires. Es más, la cifra creció. El 9 de septiembre de 2018 eran 42, mientras que el 7 de febrero de 2019 eran 51.

Este martes, según información publicada por SBASE, había 17 ascensores y 27 escaleras mecánicas fuera de servicio, de un total de 100 ascensores y 270 escaleras en toda la red. Eso es 17 y 10% respectivamente. No obstante, un relevamiento realizado por la propia SBASE sostiene que actualmente el 94% de las escaleras están operativas y un 95% de los ascensores.

La decisión del juez defiende a los usuarios del transporte público

María Josefina Macías disiente. Ella es coordinadora de Acceso Ya, una ONG que participa de la causa que derivó en el fallo del juez Gallardo. Dice que el 66% de las estaciones son inaccesibles (no hay forma práctica de acceder para alguien con movilidad reducida) y el 33% de las que tienen algún medio mecánico de elevación tiene un funcionamiento nulo o irregular.

El subte, dice, es el peor medio de transporte de la ciudad para personas con movilidad reducida. Lo sigue el tren y luego los buses urbanos. Macías sostiene que la clave de todo está en la demanda original: "Se pone mucho foco en el tema del boleto (pasaje), pero el fin es que cumplan la medida cautelar", es decir, que garanticen la accesibilidad.

Las quejas por el funcionamiento de esos mecanismos encabezan el ranking de los problemas planteados por los usuarios del subte, de acuerdo con un relevamiento del programa Subte.data del centro de investigación Laboratorio de Políticas Públicas.

De hecho, el fallo del juez Gallardo alcanza a todos los usuarios del metro porque, afirmó el magistrado: "Por un lado si bien puede considerarse que los medios mecánicos de accesibilidad son de uso prioritario de aquéllos mermados en su desplazamiento, no es exclusivo", y porque busca contemplar a personas con enfermedades, con lesiones, personas ancianas, o que viajen con niños.

El problema de acceso a las redes de metro no es exclusivo de Argentina. "En ningún lado se pensaron los subtes para que puedan acceder las personas con discapacidad motriz", le dijo a France 24 en Español Rafael Gentili, responsable de Subte.data. Pero agregó: "La clave es qué hacen los gobiernos ante los reclamos de mayor y mejor accesibilidad".

Las empresas dicen que mejorarán las instalaciones pero que apelarán el fallo

Metrovías informó que la empresa está analizando el fallo y evalúa hacer un descargo y apelar. En tanto, desde SBASE indicaron que apelarán y dijeron a France 24 en Español que han venido trabajando en la mejora de los mecanismos de acceso.

Entre otras cosas, que están llevando adelante un plan para cambiar 29 escaleras – ya cambiaron 14 – a un costo de 82 millones de pesos (4,2 millones de dólares).

No es la primera vez que el juez Gallardo falla contra el sistema de subte por los problemas en sus mecanismos de acceso. En 2018, impuso a Metrovías una multa de cinco millones de pesos (unos 120.000 dólares en el momento).  

Ahora habrá que ver qué ocurre el próximo 18 de febrero, cuando comience a regir su nueva decisión. En principio, desde SBASE dijeron que deberán preparar un mecanismo para la devolución del pasaje, mientras esperan saber qué ocurre con la apelación. También deberán prepararse los empleados del subte.

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.