Saltar al contenido principal

El abecé del comercio entre China y Estados Unidos

El intercambio comercial de bienes entre China y Estaods Unidos ascendió a US$635.000 millones en 2017.
El intercambio comercial de bienes entre China y Estaods Unidos ascendió a US$635.000 millones en 2017. Phil Noble/Reuters

A pesar de la guerra comercial que libraron ambos países en 2018, el intercambio entre ambos es cada vez más fuerte. Más allá de lo que acuerden sus mandatarios, las dos economías más poderosas del mundo no pueden desligarse.

ANUNCIOS

Los negociadores de China y Estados Unidos aceleran el ritmo. En menos de dos meses se han realizado tres reuniones de alto nivel para buscar un acuerdo que permita poner fin a la guerra comercial que libraron ambos países en 2018.

Liderados por el viceprimer ministro Liu He del lado chino y por Steve Mnuchin, secretario del Tesoro y Robert Lightizer, representante de Comercio del lado estadounidense, los equipos se han reunido dos veces en Washington y una en Beijing. Hasta el momento, no se conocen resultados concretos, pero ambas partes han expresado que la negociación va por buen camino.

En diciembre del año pasado, el presidente Donald Trump y su homólogo chino, Xi Jinping se reunieron en Buenos Aires, en el marco del G20, y acordaron una tregua comercial de 90 días. Según lo que ha declarado el presidente Trump, en caso de cumplirse este plazo sin lograr un acuerdo, Estados Unidos elevará los aranceles sobre productos chinos por US$200.000 millones de un 10% actual a un 25%.

A pocos días de cumplirse la fecha límite (aunque en declaraciones recientes Trump planteó la posibilidad de extender la tregua), France 24 le cuenta cómo funciona el comercio entre ambos países.

Al 2017, China era el principal socio comercial de Estados Unidos en lo que respecta a bienes. El intercambio total (bienes y servicios) entre las dos mayores economías del mundo fue de US$710.400 millones, según la Oficina de Comercio de Estados Unidos.

Según datos disponibles a través de World Integrated Solution, una herramienta del Banco Mundial en alianza con la Unctad, los principales destinos de los productos estadounidenses son sus vecinos, Canadá y México. La proporción de exportaciones con destino a China, en tercer lugar, es menos de un tercio de la de los dos primeros combinados.

Uno de los renglones más relevantes en las ventas de Estados Unidos a China son los productos agrícolas. Según la Oficina del Representante de Comercio, el país asiático es el segundo mercado más grande de los productos agrícolas estadounidenses.

Según cálculos de Bloomberg con base en datos aduaneros de China, las compras agrícolas se redujeron de US$24.000 millones en 2017 a US$16.000 millones, debido a los aranceles.

En lo que respecta a las importaciones, el panorama se invierte. China es el principal proveedor de bienes de Estados Unidos, con más del 20% de participación en ese mercado. Tan solo la categoría principal de importaciones, maquinaria eléctrica, prácticamente triplica en valor las cuatro categorías principales de ventas estadounidenses al gigante asiático.

Estados Unidos constituye el principal mercado de los productos chinos. Según datos del gobierno de Estados Unidos, las compras de bienes chinos ascendieron a US$505.000, un aumento del 9,3% con respecto al 2016 y del 57,3% en comparación con el año 2007.

El déficit comercial de Estados Unidos con China ha sido uno de los argumentos utilizados por el presidente Donald Trump para imponer gravámenes sobre productos chinos. En el 2017, el déficit comercial de productos fue de unos US$275.000 millones, un 8,62% más alto que en 2016.

A pesar de la imposición de aranceles, en el 2018 el déficit creció y ascendió a US$323.000 millones, el más alto desde el 2006, según cálculos de Reuters. En parte debido a la fortaleza de la economía estadounidense, las importaciones provenientes de China registraron un aumento, mes a mes, durante el año pasado.

En enero del 2019, el déficit se redujo a US$27.300 millones, de los US$29.800 millones en diciembre. Sin embargo, esta no es necesariamente una buena noticia. Mientras las ventas chinas a Estados Unidos cayeron un 2,4%, las compras estadounidenses del gigante asiático se desplomaron un 41,2%.

Con Reuters

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.