Saltar al contenido principal

UE, Canadá y Australia criticaron a Arabia Saudita en el Foro de DD.HH. de la ONU

 Imagen de archivo del periodista saudita Jamal Khashoggi tomada el 15 de diciembre de 2014.
Imagen de archivo del periodista saudita Jamal Khashoggi tomada el 15 de diciembre de 2014. Mohammed Al-Shaikh / AFP

Tres docenas de países, incluidos los 28 miembros de la UE, llamaron a Arabia Saudita a liberar a 10 activistas y a cooperar con una investigación dirigida por la ONU sobre el asesinato del periodista Jamal Khashoggi.

ANUNCIOS

La rara censura fue la primera reprimenda del reino del Golfo, rico en petróleo, en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU desde su creación en 2006 y se produjo en medio de la creciente preocupación internacional por las violaciones de libertades básicas como la libertad de expresión en Arabia Saudita.

"Es un éxito para Europa estar unidos en esto", dijo a Reuters un enviado de un país de la UE.

Harald Aspelund, embajador de Islandia ante la ONU en Ginebra, leyó la declaración conjunta, también respaldada por Canadá y Australia pero no por Estados Unidos.

"Estamos particularmente preocupados por el uso de la ley contra el terrorismo y otras disposiciones de seguridad nacional contra las personas que ejercen sus derechos y libertades pacíficamente", dijo Aspelund, leyendo el texto.

Hizo un llamado a las autoridades sauditas "para que revelen toda la información disponible" sobre su propia investigación mientras cooperan con investigaciones de la ONU sobre la muerte de Khashoggi, quien fue asesinado el 2 de octubre en el consulado saudita en Estambul.

Riad critica la injerencia en los asuntos internos

Human Rights Watch dijo que la declaración era "la primera acción colectiva" en el Consejo de Derechos Humanos sobre Arabia Saudita que había evitado con éxito las críticas en el organismo de la ONU.

El director de HRW en Ginebra, John Fisher, lo calificó como "un hito hacia la Justicia" e instó a "más escrutinio" al país.

En respuesta a la declaración, el embajador de Arabia Saudita ante la ONU en Ginebra condenó el uso de "declaraciones conjuntas para causas políticas".

"La interferencia en los asuntos internos bajo el pretexto de defender los derechos humanos es de hecho un ataque a nuestra soberanía", dijo el embajador Abdulaziz Alwasil.

Piden la libertad de las activistas que fueron detenidas

La declaración conjunta hizo un llamamiento a Arabia Saudita para que libere a 10 activistas detenidas, incluidas figuras prominentes de los derechos humanos de Arabia Saudita como Loujain Al-Hathloul, Eman Al-Nafjan, Aziza Al-Yousef y Samar Badawi.

Alegan que las activistas mujeres encarceladas, incluidas aquellas que hicieron campaña por el derecho a conducir, han sido sometidas a descargas eléctricas, azotes, agresiones sexuales y otras formas de tortura.

El miércoles 7 de marzo, la jefa de derechos humanos de la ONU, Michelle Bachelet, también pidió a Arabia Saudita que libere a las activistas por los derechos de las mujeres.

"Es un paso importante para garantizar la rendición de cuentas"

La UE y otros países patrocinadores dijeron que "condenan en los términos más enérgicos" al asesinato de Khashoggi y reafirmaron "la necesidad de proteger a los periodistas y de defender el derecho a la libertad de expresión en todo el mundo".

También instó al reino a cooperar con una investigación dirigida por Agnes Callamard, la relatora especial de la ONU sobre ejecuciones extrajudiciales.

"Es un paso importante para garantizar la rendición de cuentas. La comunidad internacional tiene la responsabilidad colectiva de resaltar las violaciones de derechos humanos en un país que hasta ahora había logrado escapar de ese tipo de escrutinio", dijo Callamard a Reuters.

Agregó que agradeció el llamado a la cooperación en su investigación, ya que los sauditas hasta la fecha no habían respondido a sus solicitudes de reuniones.

Con AFP y Reuters

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.