Saltar al contenido principal

Organizaciones denuncian malas condiciones de refugiados en Lesbos, Grecia

Un migrante camina en un campamento improvisado luego de las lluvias en la isla de Lesbos, Grecia, el 23 de febrero de 2019.
Un migrante camina en un campamento improvisado luego de las lluvias en la isla de Lesbos, Grecia, el 23 de febrero de 2019. Elias Marcou / Reuters

Tres años después del pacto entre la Unión Europea y Turquía, la ruta migratoria del Egeo ve menos refugiados, pero los que siguen en sus islas viven en condiciones “inaceptables”.

ANUNCIOS

Ya es un paisaje común en Lesbos, una isla sobre el Egeo entre Grecia y Turquía que ha recibido a miles de migrantes y refugiados de todas las latitudes: campos atestado de personas, enfermos y malas condiciones sanitarias.

El 18 de marzo de 2016, la Unión Europea pactó con Turquía un acuerdo migratorio que buscaba que el flujo de los que intentaban llegar al continente menguara y esperaran respuesta solo en suelo turco. El acuerdo entre Ankara y Bruselas generó protestas por parte de las organizaciones de Derechos Humanos las cuales siguen teniendo eco.

Caroline Willmen, coordinadora del campo de refugiados en Lesbos, dijo que están tratando con infecciones respiratorias así como con trastornos mentales como resultado de las condiciones en esos lugares.

Para las organizaciones la atención de Europa no ha sido suficiente, hay desatención y una lenta respuesta burocrática a las peticiones de asilo, mezclado con el confinamiento que causa una importante crisis humanitaria.

A pesar de la situación, los migrantes siguen llegando aunque en números muchos más bajos que los que se percibieron en 2015 o 2016.

Ewa Moncure, vocera de la organización Frontex, lo describió así: “el número de llegadas a las islas griegas está disminuyendo. Desde 174.000 en 2016 o 7.000 o 5.000 personas diariamente en 2015 a 34.000 este año”.

Aunque el número baje, la respuesta para los que esperan todavía no llega. Una eurodiputada, Maite Pagazaurtundúa, lo resumió en un informe luego de visitar uno de los campos: “es una situación infrahumana con miles de personas agolpadas en barracones y tiendas de campaña sin sistema regular de agua potable, sin saneamiento de aguas fecales, con duchas comunes, sin agua caliente”.

Con AFP

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.