Saltar al contenido principal

Los alemanes manifestaron contra la reforma de derechos de autor en la Unión Europea

Gente manifestando contra la reforma de derechos de autor en la Unión Europea. Berlín, Alemania. 23 de marzo de 2019.
Gente manifestando contra la reforma de derechos de autor en la Unión Europea. Berlín, Alemania. 23 de marzo de 2019. Hannibal Hanschke / Reuters

Manifestaciones en varias ciudades del país se registraron este 23 de marzo, para pedir a los eurodiputados votar contra la futura reforma europea de derechos de autor que cambiaría las reglas en Internet.

ANUNCIOS

"Salven el Internet", "No al artículo 13", "No soy un troll", fueron algunos de los mensajes en las pancartas de las manifestaciones en Berlín contra la reforma de derechos de autor en Internet.

El próximo 26 de marzo, los legisladores de la Unión Europea harán la última votación sobre la reforma que pretende que plataformas como Google, Youtube o Facebook instalen filtros en sus páginas para detectar violaciones a los derechos de autor.

La medida ha sido bastante criticada por los activistas alemanes, pues, la propuesta de reforma incluye dos polémicos artículos: el 11 y el 13. El primero quiere prohibir el libre enlace hacia otros contenidos o el uso de extractos, mientras que el segundo pretende que las plataformas en Internet utilicen filtros para bloquear el proceso de subida de contenido que esté violando los derechos de autor.

Entre los que rechazan la reforma hay usuarios que, por ejemplo, crean memes con fotos o videos que tienen derechos de autor y artistas digitales que crean obras con material subido a Internet. Los opositores creen que esto es una amenaza a la libertad en la red.

La reforma de derechos de autor: ¿el fin de un Internet libre e ilimitado?

La reforma que será votada este martes tiene como objetivo adaptar a la era digital la ley europea de derechos de autor, que data de 2001, cuando plataformas como YouTube, Tumblr o Twitter aún no existían.

Aquellos que defienden la reforma esperan obtener una plataforma de pago más justa para el usuario de su contenido, pero el texto se opone firmemente a los gigantes como Google y partidarios de un Internet abierto y gratuito.

Los filtros de los que habla el artículo 13 de la reforma, no solo podrían eliminar contenido, sino que también podrían evitar que se cargue de forma independiente. Lo que quiere decir que, por ejemplo, Facebook, Twitter y YouTube censurarían una gran cantidad de contenido.

Desde hace casi tres años, los eurodiputados discuten los cambios, que permitirán a los medios digitales y a los artistas, músicos, escritores, etc., ser pagados por el uso de su trabajo publicado en Internet. Hasta hoy en día son las grandes plataformas que alojan dichos trabajos los que se benefician de la mayoría de ese pago.

Si la votación termina siendo a favor de la reforma, los detractores aseguran que será el fin de un Internet libre e ilimitado.

Con Reuters y AFP

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.