Saltar al contenido principal

Continúa el caos del Brexit: el Parlamento aplazó la fecha de salida y rechazó los 'votos indicativos'

Manifestantes en contra del Brexit protestan fuera del Parlamento británico en Londres, Reino Unido, el 27 de marzo de 2019.
Manifestantes en contra del Brexit protestan fuera del Parlamento británico en Londres, Reino Unido, el 27 de marzo de 2019. Dylan Martinez / Reuters

Sin una fecha fija para la salida del Reino Unido del bloque europeo, la Cámara votó para aplazar brevemente el Brexit. En la misma jornada los diputados rechazaron ocho alternativas al divorcio y la primera ministra puso su renuncia sobre la mesa.

Anuncios

El 29 de marzo ya no será la fecha del Brexit. La Cámara de los Comunes votó este 27 de marzo con 441 votos a favor y 105 en contra para retrasar la salida del Reino Unido de la Unión europea. El texto refrendado plantea aplazar el divorcio hasta el próximo 22 de mayo.

Sin embargo, para que esto sea efectivo, los parlamentarios deberán apoyar antes el acuerdo de salida de Theresa May, rechazado ya dos veces en la Cámara de los Comunes. De no ser así, la ruptura entre Londres y Bruselas se produciría el próximo 12 de abril. Esas son las opciones que puso sobre la mesa La Unión Europea (UE).

Manifestantes en contra del Brexit protestan fuera del Parlamento británico en Londres, Reino Unido, el 27 de marzo de 2019.
Manifestantes en contra del Brexit protestan fuera del Parlamento británico en Londres, Reino Unido, el 27 de marzo de 2019. Henry Nicholls / Reuters

Una vez definida la postergación de la fecha de salida, el Parlamento votó también los llamados 'votos indicativos', ochos alternativas al plan de Theresa May propuestas por grupos de diputados para destrabar el proceso del Brexit. Entre las opciones se encontraban una salida sin acuerdo, una unión aduanera, cancelar la salida de la UE o un segundo referendo. Pero a pesar las expectativas, ninguna obtuvo el apoyo necesario.

Pero hay un nuevo elemento: mientras votaban en la Cámara de los Comunes, May dijo a su grupo parlamentario, conocido como 1922, que dimitirá antes de la segunda fase de negociación con la UE si los legisladores aprueban el acuerdo de salida de su país del bloque.

Se espera que el Gobierno intente someter a votación el pacto de salida por tercera vez este 29 de marzo. No obstante, May enfrenta la barrera fijada por el presidente de la Cámara de los Comunes, John Bercow, quien dijo que el Ejecutivo solo podrá presentar el texto nuevamente a los Comunes en caso de que este incorpore "cambios sustanciales".

El Parlamento dijo ocho veces 'No'

Las opciones con más apoyos fueron la convocatoria a referendo para ratificar un eventual acuerdo, que obtuvo 295 votos en contra y 268 a favor, y negociar una unión aduanera con la Unión Europea (272 votos en contra y 264 a favor).

Entre las posibilidades menos votadas estuvieron las propuestas por el ala de los conservadores euroescépticos: abandonar la Unión Europea sin un acuerdo el próximo 12 abril, con 100 votos a favor, y la misma opción, pero con un tratado temporal para comerciar sin tarifas con el bloque, que recibió 139 votos de apoyo.

Por supuesto es una gran decepción que la Cámara de los Comunes no haya elegido una mayoría para ninguna propuesta"

Oliver Letwin

Pero una eventual cancelación del Brexit tampoco se acercó a la mayoría necesaria, con tan solo 184 diputados a favor. En definitiva, la opción con menos votada fue la que apostaba por permanecer en el mercado comunitario, lo que implicaría mantener la libre circulación de ciudadanos europeos en el Reino Unido. Esta propuesta fue rechazada con 377 votos y solo 65 diputados le dieron su respaldo.

El legislador que lideró el movimiento para que el Parlamento votara las alternativas, Oliver Letwin, se mostró decepcionado de que los legisladores no hubieran alcanzado cuórum en ninguna de las opciones: "Por supuesto es una gran decepción que la Cámara de los Comunes no haya elegido una mayoría para ninguna propuesta".

Por su parte, el Gobierno instó nuevamente a los diputados a aprobar el acuerdo de May: "Los resultados del proceso que ha pasado esta Cámara refuerza nuestra opinión de que el acuerdo que el Gobierno ha negociado es la mejor opción", dijo el ministro para el Brexit, Stephen Barclay.

Informe desde Londres: el Parlamento británico aplaza la fecha del Brexit

"No apoyaremos al Gobierno si propone una nueva votación": DUP

Tras el anuncio realizado horas antes, en el que la primera ministra, Theresa May, se ofrecía a dimitir si el Parlamento aprobaba su plan de salida de la Unión Europea, diversos 'brexiters', del ala más euroescéptica del Partido Conservador han expresado su voluntad de apoyar la medida de la mandataria.

Entre ellos, estaría el diputado y exministro de Relaciones Exteriores, Boris Johnson, declarado detractor de Theresa May, quien se habría mostrado dispuesto a respaldar el acuerdo de la primera ministra, siempre y cuando May renuncie al cargo, según informaron medios de comunicación británicos.

No obstante, Theresa May aún no cuenta con el apoyo necesario. El Partido Unionista Democrático de Irlanda del Norte (DUP) ha dicho que no votará a favor de su propuesta de divorcio. La posición que adopten los diputados irlandeses es de gran importancia para que la maniobra de la mandataria tenga éxito, pues muchos otros parlamentarios han manifestado su voluntad de que apoyar el pacto siempre que la formación irlandesa lo haga también.

“Los cambios necesarios que buscamos para el respaldo no han sido asegurados entre el Gobierno y la Unión Europea (...) no daremos nuestro apoyo al Gobierno si presentan un nuevo voto”, dijo el bloque en un comunicado.

A pesar de que la votación de este 27 de marzo no arrojó ningún resultado concluyente, los parlamentarios han dejado la puerta abierta a que el próximo lunes 1 de abril se convoque una segunda ronda de votaciones para intentar dar una solución al estancado proceso del Brexit.

Con Reuters y EFE

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.