Saltar al contenido principal
En foco

Irak: el drama del pueblo yazidí en su retorno a casa

La desparición del llamado "califato del autodenominado Estado islámico" no cesa el drama de la comunidad yazidí, que todavía espera a que más de 3.000 mujeres y niños esclavizados y adoctrinados regresen a casa.

Anuncios

Los yazidíes son una comunidad que se adhiere a una religión monoteísta con orígenes en el zoroastrismo que ha habitado históricamente en las planicies del noroccidente de Irak, en la región de Sinjar. En estas planicies convivían con tribus sunitas, muchos de los cuales los traicionarían cuando el autodenominado Estado Islámico (EI) tomó el control del 30 por ciento de Irak. El EI considera a los yazidíes infieles y los acusa erróneamente de adorar al diablo.

Las cifras varían, pero algunas investigaciones aseguran que más de 8.000 hombres fueron asesinados y 6.400 miles mujeres con sus hijos fueron secuestradas, vendidas y esclavizadas sexualmente en un acto que las Naciones Unidas han denominado como genocidio.

Desde 2014 muchas mujeres y niños han sido rescatadas de las garras del grupo Estado Islámico, pero hasta el momento más de 3.000 permanecen desparecidos.

Una de las últimas en regresar ha sido Nigor, que fue secuestrada a los 22 años junto con sus tres hijos de siete, seis y tres años. Aquí su historia y cómo su liberación es un ejemplo de las dificultades que muchas mujeres y niños tienen para regresar a sus hogares.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.