Saltar al contenido principal

Protestas indígenas en Brasilia en contra de las políticas de Bolsonaro

Indígenas de todo Brasil comenzaron a llegar este miércoles 24 de abril de 2019 a Brasilia para participar en la 15ª edición del Campamento Tierra Libre y protestar contra las políticas del presidente brasileño, Jair Bolsonaro.
Indígenas de todo Brasil comenzaron a llegar este miércoles 24 de abril de 2019 a Brasilia para participar en la 15ª edición del Campamento Tierra Libre y protestar contra las políticas del presidente brasileño, Jair Bolsonaro. Joédson Alves / EFE

Los representantes de diversas comunidades indígenas montaron un campamento este miércoles en la capital brasileña y permanecerán allí hasta el viernes. Para ellos, la gestión del presidente Jair Bolsonaro es una “amenaza” a sus territorios.

ANUNCIOS

"El año 2019 comenzó en un contexto gravísimo", dice una nota difundida en el campamento que han instalado cientos de indígenas este miércoles 24 de abril en Brasilia. Según la denuncia, desde la llegada al poder de Bolsonaro ha habido "una serie de ataques e invasiones articuladas en las tierras indígenas", así como "persecuciones y expresiones de racismo e intolerancia" con los pueblos originarios.

El campamento Tierra Libre se celebra anualmente en la capital brasileña desde 2004. La convocatoria la realiza la Articulación de los Pueblos Indígenas de Brasil (Apib), que dentro de su programación de actividades para esta semana tiene planeado intervenir en la Cámara de Diputados brasileña, hacer un encuentro de delegaciones indígenas y realizar intercambios con colectivos no indígenas, entre otros eventos.

Jair Bolsonaro y sus políticas frente a las comunidades indígenas

Fue uno de sus primeros anuncios luego de su posesión como presidente en enero de este año. Jair Bolsonaro afirmó que “más del 15 % del territorio nacional es delimitado como tierra indígena y quilombola (de hijos y nietos de afrodescendientes que huyeron de la esclavitud)”, y añadió que planeaba “integrar a estos ciudadanos y valorizar a todos los brasileños”.

Este miércoles, como parte de las protestas que iniciaron las comunidades indígenas, la Apib condenó la transferencia de la Fundación Nacional del Indio (Funai) del Ministerio de Justicia al nuevo despacho de la Familia, la Mujer y los Derechos Humanos, a cargo de la pastora evangelista Damares Alves.

Asimismo, la Apib ha considerado "grave" que la Funai haya dejado de tener la responsabilidad sobre la demarcación de nuevas tierras indígenas, que ha pasado a manos del Ministerio de Agricultura. Los críticos del gobierno afirman que la ministra de esta cartera, Tereza Cristina Correa, mantiene estrechos vínculos con los grandes empresarios del campo.

La Fuerza Nacional recibió a los indígenas

Las comunidades indígenas se ubicaron en la Explanada de los Ministerios, el corredor verde en el que se concentra todo el poder público brasileño. Frente a esta primera gran concentración contra el Gobierno Bolsonaro, el Ministerio de Justicia ha autorizado el uso de la Fuerza Nacional, un cuerpo de élite especializado en el combate a desórdenes en las calles.

Los indígenas acamparán hasta el viernes 26 de abril en la Explanada de los Ministerios en Brasilia, Brasil.
Los indígenas acamparán hasta el viernes 26 de abril en la Explanada de los Ministerios en Brasilia, Brasil. Joédson Alves / EFE

El general Augusto Heleno Ribeiro, ministro del Gabinete de Seguridad Institucional de la Presidencia, admitió que la intención del decreto que llama al control de la protesta es "desincentivar ese tipo de manifestaciones, que no sirven para mucha cosa". Según el ministro, el Gobierno "no quiere destrozos, como ya ha ocurrido en algunas manifestaciones, y solamente se está anticipando a un problema".

Uno de los líderes de la Apib contestó a las precauciones. “No hemos venido para afrontar a nadie", sino para "defender a los pueblos indígenas, sus derechos y la Amazonía", declaró a los periodistas Lindomar Terena. Terena dijo que los pueblos indígenas, aún por la vía pacífica, "no van a retroceder ni agachar la cabeza y decir amén", sino que van a "luchar por sus derechos y sus territorios".

En uno de sus habituales videos en Facebook, el pasado jueves 18 de abril el presidente Jair Bolsonaro afirmó que quiere que la selva del Amazonas sea explotada “en una forma razonable” y criticó la creación de nuevas reservas indígenas en gobiernos anteriores.

Con EFE y Reuters

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.