Saltar al contenido principal

Tras gira por Asia, Piñera busca convertir a Chile en plataforma de inversiones para la región

Sebastían Piñera (izquierda) cerró importantes acuerdos surante su gira por Asia, y en donde China ejerció como protagonista.
Sebastían Piñera (izquierda) cerró importantes acuerdos surante su gira por Asia, y en donde China ejerció como protagonista. Kenzaburo Fukuhara / Reuter

Con la guerra comercial entre China y Estados Unidos como telón de fondo, Sebastián Piñera mantuvo el equilibrio para satisfacer a sus dos socios. En Asia firmó acuerdos que buscan convertir a Chile en polo tecnológico e inversiones.

Anuncios

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, regresó esta semana de una larga e intensa gira por Asia en la que visitó Singapur, China y Corea del Sur. Además participó del segundo foro de la iniciativa 'Franja y Ruta', siendo el único presidente latinoamericano, y alcanzó acuerdos claves para fomentar el desarrollo entre Chile y el continente asiático.

La visita de Piñera, que tuvo a China como principal protagonista, generó mucha expectativa en el país y en el exterior. Esta ocurre unas semanas después de que el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, realizara una visita relámpago a Santiago como parte de una gira latinoamericana donde habló mucho más de las amenazas y riesgos que suponía hacer negocios con China que del tema que supuestamente lo había convocado hasta aquí, Venezuela. El representante de EE.UU. dejó claro que su país no quiere que América Latina y especialmente Chile se convierta en aliado económico del gigante asiático y que esa era la verdadera razón de su viaje.

Pompeo hizo llamados específicos al nuevo frente de la batalla comercial entre EE.UU. y China, la nueva revolución tecnológica que traerá consigo el 5G y en el que la empresa china Huawei se perfila como uno de los principales actores.

La visita de Pompeo dejó a Piñera en una encrucijada entre satisfacer a su principal socio comercial, China, del que proviene el 30% de su comercio en exportaciones o a Estados Unidos, el país del que proviene la mayor inversión extranjera en Chile. Y aunque Piñera afirmó durante la visita de Pompeo a Chile que no incluiría a la fábrica de Huawei como parte de su visita a China, el mandatario chileno si se reunió con altos ejecutivos de la compañía, lo que supuso la concreción de diversos acuerdos e inversiones.

Innovación, electromovilidad, tecnología, en la agenda prioritaria de Piñera

Piñera se reunió con el presidente chino Xi Jinping, el primer ministro chino, Li Kequiang, participó en foros de innovación e inversión, promocionó el vino chileno, se reunió con empresarios chinos de diversos rubros y visitó las instalaciones de las empresas de electromovilidad ByD, de innovación y transportes Didi, al que se conoce como competencia de Uber, y visitó la ciudad de Shenzhen.

Con Xi, Piñera concretó un plan de Acción de aquí al 2022 para profundizar en 14 materias: acuerdos en defensa comercial, promover las exportaciones, cooperación en ciencia, energías limpias, tecnología, innovación, emprendimiento, digitalización, inteligencia artificial, la nube, electromovilidad y 5G.

El mandatario chileno fue el único presidente latinoamericano en participar en el segundo foro 'Una Franja, Una Ruta', que valoró promover una mayor integración del mercado y lazos entre comunidades. También abogó por el multilateralismo, la conectividad entre países y una mayor colaboración frente a desafíos globales como el cambio climático o el envejecimiento.

Piñera también se acercó a conocer Didi, competidora de Uber, empresa que ofrece opciones innovadoras de transporte basadas en aplicaciones que cuenta con 550 millones de usuarios y que llegará este año a Chile. Por otro lado, acudió a las instalaciones de la compañía de vehículos que usan energías renovables BYD, a la que Chile ya compró los 100 buses eléctricos que desde el año pasado circulan por sus calles, la flota más importante del continente que podría ampliarse próximamente siguiendo la apuesta del Gobierno chileno por electromovilidad.

También visitó Shenzhen, la meca de la innovación china y una de las ciudades tecnológicas más importantes del mundo.

“Poder conocer de primera fuente lo que es, lo que va a ser la sociedad del futuro, la sociedad de la ciencia y la tecnología, la sociedad digital, la sociedad verde, ha sido extraordinariamente único”, manifestó desde allá.

Chile, plataforma de inversiones latinoamericanas

Piñera dejó clara su intención de que Chile, al atraer una mayor inversión china y asiática en comunicaciones, tecnología y transporte eléctrico, se convierta en la sede central o centro de negocios del gigante asiático en la región, en un enlace entre Asia y Latinoamérica.

“Queremos transformar a Chile en un verdadero centro de negocios para las empresas chinas, para que ustedes puedan, desde Chile, llegar también a toda América Latina”, señaló el mandatario.

En ese sentido iría el acuerdo firmado en el último día de su visita al país en el que se reunió con los altos ejecutivos de Huawei, que anunciaron inversiones de 100 millones de dólares en los próximos tres años para desarrollar una infraestructura que respalde su nuevo servicio en la nube. Chile sería el lugar donde alberguen sus datos y la sede principal de la compañía para Latinoamérica.

“Tiene una política y regulación muy transparente, por lo que queremos construir Huawei Chile como una referencia para Sudamérica y para el mundo. Para nosotros, Chile es un mercado muy interesante", afirmó David Dou Yong, CEO de Huawei, según declaraciones recogidas por la prensa chilena en el viaje.

La compañía también manifestó su interés de participar en el proyecto de cable transoceánico que uniría Sudamérica con Asia.

5G y fibra óptica Asia-América Latina

Un comunicado afirmó que durante la reunión, Piñera mostró interés por parte de Chile "en el desarrollo de la tecnología 5G, el despliegue de fibra óptica submarina transpacífica y las mejores prácticas en seguridad cibernética y protección de datos”.

Piñera además invitó a Huawei a participar en las licitaciones públicas, incluida la del 5G, a pesar de que días antes Estados Unidos había vinculado al gigante de comunicaciones chino con acusaciones de espionaje y lanzando amenazas explícitas.

“La visita ha sido bastante fructífera, sobre todo en los últimos días, porque todo el mundo estaba expectante de lo que va a decir Piñera con respecto a la licitación que se va a hacer en el tema del 5G dentro de muy poco. Eso va a cambiar el paradigma tecnológico en Chile y también en términos de comunicaciones”, explica a France24 Yun-Tso Lee, Director de Centro de Estudios de Relaciones Internacionales de la Universidad del Desarrollo en Santiago.

“Había todo un manto de duda durante la visita, nadie sabía si el presidente Piñera iba a visitar Huawei o reunirse con sus ejecutivos, y, finalmente, lo hizo”, señala Lee que manifiesta que fue una sorpresa que el mandatario dejó para el final de su viaje.

La invitación explícita de Piñera a Huawei de participar en la licitación de 5G “es una gran señal, siempre para la cultura china las señales son importantes”, contextualiza Lee. Huawei “como cualquier empresa busca utilidad, pero también quiere invertir en lugares dónde son bienvenidos”, afirma.

Institucionalizar inversiones

“Chile es importante para China porque representa la consolidación de las instituciones políticas, el sistema legal y también el sistema económico, que no ha tenido grandes sobresaltos o escándalos que vemos en Venezuela, Perú o Brasil (...) Es una forma de mostrar que se pueden hacer las cosas bien. China lo busca en esta nueva etapa es institucionalizar las inversiones y qué mejor socio que un país tan establecido como Chile”, explica Lee.

“Las inversiones chinas en América Latina no han ido del todo bien, como fue en el caso de Venezuela, Ecuador o Brasil ya que la institucionalidad de esos países no está muy bien establecida”, analiza.

Sin embargo otros analistas señalan que China “ya está aumentando la inversión en los países latinoamericanos de manera importante” y esos países, o en otros como Argentina, es mucho mayor que en Chile. “Si uno compara con los demás países de América Latina los niveles de inversión son menores”, señala a France24 Hassan Akram, académico de políticas públicas de la Universidad Diego Portales y director de la Universidad Wake Forest.

“Hubo una presión muy específica de Estados Unidos para que Piñera no se juntara a solas con Huawei, es una presión que están ejerciendo a nivel global”, señala Akram, “al final Piñera cedió a la presión, si se juntó con Huawei pero en un grupo grande” y dada la importancia que tiene en la economía chilena “es una mala señal”.

Akram valora negativamente el hecho de que Piñera no visitara la planta de Huawei y también el viaje del mandatario a China, que se vio salpicado por polémicas internas de la comitiva que fue elegida para acompañarle y entre la que se encontraban los hijos del presidente.

Huawei también anunció “el desarrollo de la nube y de centros de data y fibra submarina. Son dos proyectos que van asociados y todo tiene que ver con potenciar a Chile como un centro de desarrollo y de difusión de alta tecnología a nivel latinoamericano”, concluye de su lado Lee.

China es el principal socio comercial de Chile, que el año pasado exportó productos y servicios por un valor de 42.791 millones de dólares. La nación sudamericana fue uno de los pioneros en suscribir con China tratados de libre comercio, en un intercambio que se ha multiplicado por siete en los últimos 12 años.

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.