Saltar al contenido principal

Día Mundial de los Océanos: un esfuerzo colectivo y una guerra contra el plástico, con enfoque de género

Un trabajador remueve plástico y otros escombros durante una limpieza en las orillas de la playa de Montesinos, en Santo Domingo, República Dominicana, el 19 de julio de 2018.
Un trabajador remueve plástico y otros escombros durante una limpieza en las orillas de la playa de Montesinos, en Santo Domingo, República Dominicana, el 19 de julio de 2018. Ricardo Rojas / Reuters

La iniciativa la impulsó en 2008 la ONU, pero la idea es compartida: tomar conciencia de la importancia de los mares como pulmones de nuestro planeta. Este año la cita tiene además un enfoque de género, que busca involucrar a las mujeres.

ANUNCIOS

Más que celebrar, la idea es concienciar sobre uno de los elementos más importantes de nuestro planeta: nuestras aguas. Es por eso que cada 8 de junio, y ya van diez, se conmemora el Día Mundial de los Océanos, tal y como fue declarado por Naciones Unidas en 2008.

El objetivo de esta fecha es congregar a varios movimientos internacionales, pero sobre todo a la población del mundo, para que sea vocera pública y destaque la importancia que tiene cuidar de nuestros océanos y mares, que ya lideran los peores títulares. El primero ejemplo, el Mar Mediterráneo, que ya es uno de los más contaminados.

Un mensaje que se espera que llegue a los respectivos gobiernos, para que se unan y diseñen estrategias que permitan implementar actividades sostenibles para mantener los mares como fuente importante de oxígeno, biosfera, alimentos y hasta medicinas.

Las esculturas del museo sumergido de Lanzarote (España) han aparecido atrapadas en plásticos, en una acción realizada con motivo del Día de los Océanos por buceadores voluntarios de WWF para denunciar la envergadura del problema que supone la contaminación.
Las esculturas del museo sumergido de Lanzarote (España) han aparecido atrapadas en plásticos, en una acción realizada con motivo del Día de los Océanos por buceadores voluntarios de WWF para denunciar la envergadura del problema que supone la contaminación. Fotografía facilitada por WWF / EFE

El cuidado de los océanos también es una cuestión de género

Este año, la ONU además busca explorar la relación que existe entre la igualdad de género y los océanos. En ese sentido, la organización quiere motivar a los líderes a construir políticas que promuevan la inclusión de las mujeres y las niñas en temas relacionados con los recursos marinos, como la investigación científica marina, la pesca, el trabajo en el mar, la migración, la trata de personas y la creación de políticas, entre otros.

Asimismo, los líderes ambientales han mencionado que los problemas de contaminación que enfrenta el planeta están relacionados con la actividad humana, y precisamente, las mujeres podrían liderar una campaña para la conservación efectiva y el uso sostenible de los mares.

Con este mensaje para empoderar a las mujeres y las niñas, Naciones Unidas pretende alcanzar el objetivo de Desarrollo Sostenible número 5, relacionado con la igualdad de género.

En medio de la celebración, se realizarán varias conferencias alrededor del mundo para buscar soluciones concretas a los problemas que atañen a la contaminación de los mares y la muerte de los animales marinos. Los ponentes compartirán sus perspectivas y propondrán herramientas de cómo usar los recursos marinos de manera razonable para un desarrollo sostenible.

Los grandes problemas que atañen a los océanos

La ONU ha explicado en reiteradas ocasiones que el cuidado del planeta es responsabilidad del ser humano, el cual se beneficia de los recursos naturales. Por eso, es vital que todos nos hagamos cargo de la basura que producimos y así evitar que desechos tóxicos lleguen al fondo del mar.

Un gran problema tiene que ver con que las aguas residuales urbanas e industriales que se mezclan con el agua salada. Muchas ciudades no cuentan con plantas de purificación y no pueden tratar adecuadamente las aguas negras que terminan llegando al océano, acabando con la vida animal y contaminando las playas.

Otro impacto ambiental que reciben los mares es la pesca indiscriminada. Grandes empresas son responsables de aumentar las prácticas industriales para agotar los recursos marinos de manera vertiginosa. Esto ha provocado una brecha mayor entre el estado de los mares y la creciente demanda de las fuentes naturales. Con ello, asociaciones internacionales han declarado la protección de áreas marinas para conservar la biodiversidad y los ecosistemas costeros.

El otro enemigo que deben enfrentar los océanos es el plástico. La ONU ha asegurado que su uso está siendo excesivo, lo que está causando una catástrofe ambiental de carácter mundial. Para acabar con esta contaminación, la Presidenta de la Asamblea General, María Fernanda Espinosa, lanzó la campaña mundial, 'Play It Out'.

Actualmente, 13.000.000 de toneladas de plástico se filtran en el océano cada año, lo que provoca, entre otros daños, la muerte anual de 100.000 especies marinas. A pesar de que la mayoría de los plásticos quedan intactos durante décadas o siglos después de su uso, algunos se deterioran y acaban convirtiéndose en microplásticos. Los peces y otros animales marinos acaban consumiendo estas pequeñas partículas, y estos animales terminan, a su vez, siendo parte de nuestro consumo.

Hoy esta iniciativa se ha convertido en tendencia mundial y la mayoría de participantes están publicando fotografías y videos del estado de los océanos a través de redes sociales, bajo las etiquetas #SalvarNuestroOcéano y #DíaMundialdelosOcéanos.

Con Reuters

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.