Saltar al contenido principal

Legisladores podrán obligar a funcionarios de Trump a cumplir con citaciones judiciales en el Congreso

La presidenta de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos, Nancy Pelosi, en la cumbre fiscal anual de la Fundación Peterson en Washington D. C., EE. UU., el 11 de junio de 2019.
La presidenta de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos, Nancy Pelosi, en la cumbre fiscal anual de la Fundación Peterson en Washington D. C., EE. UU., el 11 de junio de 2019. Jonathan Ernst / Reuters

La medida hace parte del intento de los demócratas para que los allegados al presidente Trump testifiquen en el Congreso sobre los hallazgos del informe del fiscal especial Robert Mueller acerca de la trama rusa.

Anuncios

Los funcionarios de la administración del presidente Donald Trump que se nieguen a testificar en el Congreso ya no tendrán más remedio que asistir a las citaciones judiciales.

La Cámara de Representantes de Estados Unidos, liderada por los demócratas, aprobó una resolución que otorga a los legisladores la autoridad para acudir a los tribunales y presentar una solicitud para que se les obligue a cooperar ya sea con evidencia o testimonios.

"Necesitamos respuestas sobre las muchas preguntas que quedaron sin responder en el informe de Mueller que dejó claro que los rusos lanzaron un ataque total contra nuestra democracia" dijo la portavoz de la Cámara Baja, Nancy Pelosi.

Necesitamos respuestas sobre las muchas preguntas que quedaron sin responder en el informe de Mueller que dejó claro que los rusos lanzaron un ataque total contra nuestra democracia”

Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes de EE. UU.

Un renovado impulso de los demócratas por ahondar en la presunta trama rusa

La medida recibió luz verde con 229 votos a favor y 191 en contra, es un nuevo intento de los liberales para lograr obtener más detalles sobre el informe de la presunta trama rusa que fue elaborado por el fiscal especial Robert Mueller. El primer personaje en la mira es el ex abogado de la Casa Blanca, Don McGahn.

McGahn, es un testigo clave en el caso de presunta obstrucción a la justicia por parte del mandatario y por eso fue llamado a comparecer por el Comité Judicial de la Cámara de Representantes. Sin embargo, ignoró la solicitud a petición de la Casa Blanca.

El presidente de este panel, Jerry Nadler, dejó clara su meta durante la sesión: "Nos moveremos lo más rápido posible para ir a la corte contra Don McGahn, el ex abogado del presidente y cualquier testigo subsiguiente que desobedezca una citación del comité".

Representantes de los comités demócratas de la Cámara de los Estados Unidos celebran una conferencia de prensa para discutir sus investigaciones sobre la administración Trump en Washington D. C., EE. UU., el 11 de junio de 2019.
Representantes de los comités demócratas de la Cámara de los Estados Unidos celebran una conferencia de prensa para discutir sus investigaciones sobre la administración Trump en Washington D. C., EE. UU., el 11 de junio de 2019. Jonathan Ernst / Reuters

La votación se dio un día después de que el mandatario permitiera al Departamento de Justicia, tras semanas de negociación, otorgar a los miembros de este mismo comité, acceso a las secciones redactadas del informe de Mueller para determinar si Trump intentó interferir en la investigación.

Los republicanos por su parte calificaron la sesión como un truco para "acaparar" la atención de los medios. "Es difícil no ver el propósito de esta resolución y este debate como algo que no sea político", dijo la representante Debbie Lesko.

Nadler agregó que otros testigos como la ex directora de comunicaciones de Trump, Hope Hicks, y la ex asesora de McGahn, Annie Donaldson, también podrían enfrentar acciones judiciales si no cumplen con las solicitudes que exigen que testifiquen a finales de este mes.

Y finalmente, cuando se le preguntó sobre un juicio político, Nadler dijo a los reporteros que "todas las opciones están sobre la mesa".

Con Reuters, AP y EFE

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.