Saltar al contenido principal

Policía de Hong Kong condenó bloqueo de 15 horas a su cuartel general

Policías montan guardia en la entrada del cuartel Wanchai, donde se observan algunas de las barricadas puestas por manifestantes, en Hong Kong. 22 de junio de 2019.
Policías montan guardia en la entrada del cuartel Wanchai, donde se observan algunas de las barricadas puestas por manifestantes, en Hong Kong. 22 de junio de 2019. EFE / Roman Pilipey

Los manifestantes permanecieron hasta la madrugada de este sábado a las afueras del cuartel general de la policía de Hong Kong, que fue cercado con barricadas bloqueando la entrada y salida del lugar.

Anuncios

A través de un comunicado la policía de Hong Kong condenó el asedio a su cuartel general sufrido durante las manifestaciones de este viernes. El bloqueo, que duró 15 horas, generó graves afectaciones en la prestación del servicio de emergencia, pues las actividades tuvieron que ser interrumpidas desde el mediodía, provocando que, al menos, 60 llamadas no pudieran ser atendidas.

"Afectaron seriamente el trabajo de la policía, incluyendo la provisión de servicios de emergencia al público", se lee en el comunicado, en el que también manifestaron que, “la forma de expresar sus opiniones se ha convertido en ilegal e irracional". Además, advirtieron que se hará un seguimiento más estricto de estas actividades.

El personal policial, tuvo que retirar las barricadas que los mantuvo detenidos en el cuartel Wan Chai, mientras las carreteras alrededor del complejo volvieron a abrirse al tráfico.

El archipiélago enfrenta se tercer fin de semana de protestas, contra el proyecto de ley que permitiría la extradición de procesados a China continental. Según los ciudadanos, este tipo de leyes socavaría aún más la ya deteriorada autonomía de la antigua colonia británica.

{{ scope.counterText }}
{{ scope.legend }}© {{ scope.credits }}
{{ scope.counterText }}

{{ scope.legend }}

© {{ scope.credits }}

El pasado 12 de junio se produjeron enfrentamientos durante una de las manifestaciones, que dejó 80 heridos y 5 detenidos. La actividad que inició como un plantón a las afueras de la oficina de la jefa ejecutiva, Carrie Lam, rápidamente se tornó violenta. Algunos de los manifestantes se armaron con ladrillos y piedras mientras la policía desplegaba una bandera que decía: "dispérsense o disparamos", según informó la agencia EFE.

Carrie Lam, ha lamentado los hechos ocurridos durante las últimas semanas, pero no ha mostrado voluntad de echar para atrás el polémico proyecto que mantiene a los hongkoneses en las calles.

Los residentes de Hong Kong temen ser procesados por el sistema judicial chino, controlado por el Partido Comunista de China y caracterizado por tener jueces que consideran parciales, en su mayoría oficiales militares retirados que fueron nombrados por su lealtad con el partido que gobierna este país desde hace 70 años.

Manifestación en apoyo a la policía de Hong Kong

Mientras tanto, este sábado fue organizada una nueva manifestación, esta vez por activistas que terminaron en el cuartel de policías Wanchai, para rendir homenaje a la fuerza policial hongkonesa, a la que consideran que está bajo presión social.

De manera pacífica y con carteles que hacen un llamado a “parar de insultar a los policías”, este grupo que se autodenomina prodemocrático, busca que las tensiones entre el colectivo ciudadano que exige frenar el proyecto de ley de extradición a China y la fuerza policial, disminuya.

Con EFE y Reuters.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.