Saltar al contenido principal
Medio Ambiente

Europa podría prohibir vuelos entre ciudades que estén a menos de tres horas en tren

Legisladores de dos países europeos están planteando prohibir los vuelos en los trayectos que se puedan hacer en tres horas o menos en tren, una medida que evitaría la emisión de toneladas de CO2 a la atmósfera. Por otro lado, Francia está lejos de cumplir con los objetivos del Acuerdo de París en lo que se refiere a la reducción de sus emisiones de gases de efecto invernadero y una conmemoración: el Día internacional libre de bolsas plásticas.

ANUNCIOS

Legisladores de Países Bajos y Francia proponen prohibir algunos vuelos cuyo recorrido se pueda realizar en tren, en tres horas o menos. La medida se plantea como manera de evitar la emisión de toneladas de CO2 a la atmósfera. A nivel global, la aviación es responsable del 2% de todas las emisiones de carbono y pesar de que ahora los aviones son más eficientes, cada vez viajamos más, así que los beneficios de su eficiencia se ven opacados por el aumento en el tráfico aéreo.

Existe un movimiento identificado con el numeral #IstayontheGround, que significa "yo me quedo en tierra", por el que muchas personas están comenzando a elegir el tren o el autobús para desplazarse y viajar, en lugar del avión. En Suecia, existe incluso el término flygskam o "vergüenza de volar". El término se hizo aún más popular gracias a la joven activista Greta Thunberg, quien se niega a viajar en avión para minimizar su huella ambiental.

En el trayecto entre Bruselas y Ámsterdam, uno de los primeros que desaparecería si es aprobada la ley propuesta por Países Bajos, una persona pasaría de emitir entre 26 y 50 kilos de CO2, a menos de 2 kilos si decidiera viajar en tren. En cuanto al tiempo ahorrado, una de las razones principales para preferir el avión, la duración entre ambos métodos de transporte es básicamente la misma. Si uno tiene en cuenta el tiempo de antelación con el que suele tener que llegar al aeropuerto, y el hecho de que éstos suelen estar alejados de los centros de la ciudad, el tiempo de viaje en tren podría ser incluso menor al del viaje aéreo.

Los objetivos de Francia para reducir sus emisiones son ambiciosos, pero sus acciones insuficientes

Llegar a la neutralidad de carbono antes del año 2050 será un objetivo imposible para Francia si no ejecuta una reestructuración profunda de sus políticas y de su economía. Es la conclusión del informe del Alto Consejo para el Clima (HCC) publicado el 25 de junio. A pesar de que el país ha reducido sus emisiones de gases de efecto invernadero en un 1,1%, los esfuerzos no son suficientes.

Para reducir su huella de carbono, el Gobierno tendrá que implementar medidas más estrictas: reducir sus emisiones en agricultura y ganadería, imponer un impuesto sobre la contaminación de los vehículos o suspender todas las ayudas a los productores de combustibles fósiles. Además, las reducciones tendrán que llegar en dos sectores que suponen el 50% del total de emisiones en Francia: la calefacción de edificios y el transporte.

Cada minuto utilizamos 9,5 millones de bolsas plásticas

El 3 de julio se celebra cada año el Día Internacional sin bolsas plásticas. Este día pretende hacer un llamado hacia un mundo libre de plásticos de un solo uso. Entre 8 y 12 millones de toneladas de plástico terminan cada año en los océanos y, según cifras de la ONU, anualmente utilizamos 5 billones de bolsas plásticas, lo que equivale a 9,5 millones por minuto.

La reducción de esta alarmante cifra está en nuestras manos con simples cambios de hábitos: usar bolsas reutilizables para nuestras compras y evitar empaques innecesarios. Además, julio es el mes internacional sin plásticos, durante el cual se quiere disminuir el uso de plásticos de un solo uso: cubiertos, vasos, pitillos, botellas y demás artículos que están en nuestras manos menos de 10 minutos y que terminan su vida útil en vertederos o en los océanos.

Un tercio de la población mundial nunca ha visto la Vía Láctea a causa de la contaminación lumínica

El Parque Nacional del Gran Cañón, en el estado de Arizona, y considerado una de las siete maravillas naturales de mundo, tiene varios motivos de celebración este año. Además de cumplir 100 años desde su creación, también recibió a finales del mes de junio la certificación internacional de "parque de cielo oscuro". La designación entregada por la "Asociación Internacional Dark-sky" pretende incentivar la protección de áreas con buena visibilidad de estrellas y promover el uso responsable de iluminación.

Grand Canyon National Park

La contaminación lumínica podría impedir que futuras generaciones conozcan el mundo de las estrellas que tenemos alrededor. Ya en 2016 se estimaba que un tercio de la población mundial -y el 80% de los estadounidenses- no podía ver la Vía Láctea debido al exceso de luz.

Con esta designación, el Parque Nacional del Gran Cañón se convierte en el más grande y famoso en adquirir este certificado.

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.