Saltar al contenido principal

Brasil vence a Argentina en un partidazo y clasifica a la final de la Copa América

Jugadores de Brasil celebran el 2-0 durante el partido Brasil-Argentina de semifinales de la Copa América en Belo Horizonte. 2 de julio de 2019.
Jugadores de Brasil celebran el 2-0 durante el partido Brasil-Argentina de semifinales de la Copa América en Belo Horizonte. 2 de julio de 2019. Antonio Lacerda / EFE

La Canarinha ganó 2-0 en un encuentro en donde la Albiceleste plantó cara y solo la mala fortuna impidió que igualara. Gabriel Jesus se reivindicó con la selección anotando el primer gol y asistiendo en el segundo.

Anuncios

En quizás uno de los mejores partidos de esta Copa América, Brasil ganó 2-0 a Argentina en un choque que pudo perfectamente haber terminado en empate tras los 90 minutos. El estadio Mineirao acogió a una selección brasileña muy ordenada, con unas salidas muy rápidas que terminaron siendo el castigo de la Albiceleste.

Pero Argentina no estaba de brazos cruzados. Los dirigidos por Lionel Scaloni sí encontraron esta vez a Lionel Messi, quien fue de menos a más, acompañado por un Kun Agüero muy activo.

El delantero brasileño Gabriel Jesus celebra su primer gol contra Argentina en semifinales de la Copa América. Belo Horizonte, Brasil, 2 de julio de 2019.
El delantero brasileño Gabriel Jesus celebra su primer gol contra Argentina en semifinales de la Copa América. Belo Horizonte, Brasil, 2 de julio de 2019. Washington Alves / Reuters

Los primeros minutos fueron para los anfitriones, que salieron arropados por miles de aficionados. Eran más de 55 mil personas, con una gran parte de ellas apoyando también a Argentina. Así llegó el primer gol con una preciosa combinación que comenzó Dani Alves, uno de los mejores sobre el terreno y con 36 años a su espalda.

El lateral y capitán de la Verdeamarela abrió para que Firmino pusiera un centro perfecto para un solitario Gabriel Jesús. Es el primer tanto en el torneo por parte del delantero, quien volvió a marcar en un duelo no amistoso tras nueve encuentros.

Argentina presionó pero no encontró el premio del empate

Messi y compañía despertaron con la anotación de Brasil. La estrella del Barcelona era una amenaza para los locales y por poco entrega en sus botas la igualdad. Fue un centro preciso que el Kun Agüero remató al travesaño.

Los argentinos se iban al descanso perdiendo, pero conscientes que podían empatar. Con esa mentalidad saltaron al campo en el periodo complementario y Rodrigo de Paul avisó con un disparo lejano al minuto 51. Más certero fue el tiro de Lionel Messi cinco minutos después que terminó golpeando el palo de la portería de Allison.

Lionel Messi se lamenta durante la semifinal contra Brasil en Belo Horizonte. 2 de julio de 2019.
Lionel Messi se lamenta durante la semifinal contra Brasil en Belo Horizonte. 2 de julio de 2019. Luisa Gonzalez / Reuters

Lo Celso y Di María entraron por de Paul y Acuña con Argentina. Brasil había comenzado la segunda parte con Willian en lugar de Everton y Miranda tuvo que reemplazar a un lesionado Marquinhos.

Brasil supo sufrir y sentenció con una gran jugada de Gabriel Jesús. Corría el minuto 71 cuando el ariete del Manchester City superó a toda la defensa argentina y sirvió en bandeja el 2-0 a Firmino.

Argentina terminó reclamando un penalti pero ya todo estaba sentenciado. Brasil venció en un partido en donde registró cuatro disparos, por 14 que tuvo Argentina.

“Queda un paso más antes de que cumplamos nuestro objetivo”, afirmó Dani Alves. Su rival saldrá de la otra semifinal entre Chile y Perú, el primero busca su tercera corona consecutiva, el segundo sueña con disputar una final 44 años después.

Con Reuters

selfpromo.newsletter.titleselfpromo.newsletter.text

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.