Saltar al contenido principal

Irán enriquecerá uranio por encima de lo permitido en el acuerdo de 2015 y EE. UU. advierte más sanciones

El presidente de Irán, Hassan Rohani, habla en una reunión con líderes regionales en Kerbala, Irak, en marzo de 2019 en una imagen de archivo
El presidente de Irán, Hassan Rohani, habla en una reunión con líderes regionales en Kerbala, Irak, en marzo de 2019 en una imagen de archivo Abdullah Dhiaa Al-Deen / Reuters

El país persa enriquecerá uranio por encima del 3,67% y dio un nuevo ultimátum. El Gobierno estadounidense advirtió sanciones e instó a Teherán a "tener cuidado".

ANUNCIOS

Irán superará en pocas horas el límite de enriquecimiento de uranio permitido en el acuerdo nuclear de 2015 alcanzado con varias potencias internacionales. Así lo anunció el portavoz de la Organización de la Energía Atómica de Irán, Behruz Kamalvandí: "en unas horas se completará la labor técnica y el proceso de enriquecimiento superará el 3,67%".

La decisión de las autoridades iraníes llega tras vencer el ultimátum que habían impuesto a los países europeos signatarios del acuerdo para encontrar medidas que contrarrestaran el bloqueo económico estadounidense. A pesar de que ayer el presidente francés, Emmanuel Macron, y el iraní, Hassan Rohani, mantuvieron conversaciones para reabrir el diálogo, no lograron evitar este nuevo paso de Irán.

La Organización Internacional de la Energía Atómica (OIEA) aseguró que comprobará los niveles de enriquecimiento iraníes. Kamalvandi se adelantó y ya precisó que "mañana", lunes 8 de julio, cuando la organización "publique su informe", su "nivel de enriquecimiento estará por encima" de lo permitido.

Por ahora, el portavoz iraní aseguró que el país enriquecerá uranio hasta un nivel necesario para hacer funcionar las centrales eléctricas, alrededor del 5%.

Además, las autoridades del país volvieron a establecer un plazo de 60 días para lograr acuerdos que le beneficie frente al bloqueo de Estados Unidos antes de dar otro paso para alejarse del acuerdo.

El ministro de Exteriores de Irán, Mohammad Javad Zarif, recordó que todas las medidas que tomen son "reversibles" si "todas las partes del acuerdo cumplen con sus obligaciones". "Nos reservamos el derecho de continuar ejerciendo soluciones legales dentro de pacto para proteger nuestros intereses frente al terrorismo económico de Estados Unidos", agregó Zarif.

Las críticas llegaron primero desde Israel y París, y más tarde desde Washington. El presidente Donald Trump advirtió a Teherán "tener cuidado", y el secretario de Estado, Mike Pompeo dijo que esta acción de la república islámica "conducirá a un mayor aislamiento y sanciones".

Una opinión parecida la tuvo Reino Unido,cuyo ministro de Exteriores, Jeremy Hunt, dijo que si Irán incumple el pacto "habrá consecuencias muy serias". Mencionó que se encuentran a la espera de una verificación independiente por parte del Organismo Internacional de Energía Atómica "para decidir cuáles son los próximos pasos".

La espiral de tensiones entre Irán y Estados Unidos no deja de crecer

Estados Unidos se retiró en mayo de 2018, que habían firmado junto con Francia, el Reino Unido, Alemania, China y Rusia. El objetivo del pacto radicaba en limitar el programa nuclear de Irán a cambio de facilidades económicas. Sin embargo, desde la retirada de Estados Unidos capitaneada por el presidente Donald Trump, las sanciones económicas contra Irán fueron en aumento, lo que desencadenó una espiral de tensiones crecientes de la que aún no se ve el final.

El superpetrolero iraní Grace I sigue retenido en Gibraltar, patrullado por embarcaciones de guardacostas británicos
El superpetrolero iraní Grace I sigue retenido en Gibraltar, patrullado por embarcaciones de guardacostas británicos Jon Nazca / Reuters

Otro episodio reciente en la confrontación entre ambos países fue la retención de un superpetrolero iraní por parte de las autoridades británicas en el estrecho de Gibraltar, la entrada al mar Mediterráneo. Según el Reino Unido, el buque se dirigía hacia Siria, algo que las autoridades iraníes ya han negado.

La embarcación, que permanece retenida desde el jueves 4 de julio, seguirá en manos británicas durante al menos dos semanas, lo que desencadenó fuertes protestas por parte del gobierno de la república islámica y acrecentó su desconfianza hacia las potencias europeas.

Con EFE y Reuters

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.