Saltar al contenido principal

Falleció el expresidente argentino Fernando de la Rúa

Archivo: Fernando de la Rúa marchándose de la Casa Rosada, el 21 de diciembre de 2001, el día que entró en vigor su renuncia a la Presidencia de la República.
Archivo: Fernando de la Rúa marchándose de la Casa Rosada, el 21 de diciembre de 2001, el día que entró en vigor su renuncia a la Presidencia de la República. Presidencia Argentina / vía AFP

El hombre que dirigió a Argentina entre 1999 y 2001, falleció a los 81 años tras complicaciones cardiacas. El político ha permanecido en la memoria colectiva como uno de los grandes derrotados de la peor crisis económica del país.

Anuncios

Un helicóptero sacándolo de la Casa Rosada mientras las calles permanecían llenas de manifestantes gritando "¡Que se vayan todos!". Esa fue la imagen que dio la vuelta al mundo y que quedó como el hecho más impactante de la trayectoria de Fernando de la Rúa, el expresidente de Argentina, quien falleció este martes 9 de julio, unas horas después de ser hospitalizado por una grave descompensación cardiaca.

Un día después de esta 'evacuación presidencial', el 21 de diciembre de 2001, De la Rúa renunció. El Estado de sitio que declaró poco antes no apaciguó la situación convulsa que vivía el país, que se materializó con protestas masivas, paros, bloqueos, saqueos y una respuesta policial que dejó varios muertos.

Este llamado "corralito bancario", una medida que limitó las transacciones al detrimento de los ciudadanos más vulnerables, fue la crisis económica, política y social más grave que los argentinos vivieron en su historia contemporánea.

Los detractores de De la Rúa lo señalaron de ser responsable del agravamiento de la coyuntura a causa de sus medidas neoliberales. Él, por su parte, siempre calificó de "complot" la estruendosa salida del poder que tuvo que protagonizar, al tiempo que se arrepintió de la huida en helicóptero.

Una trayectoria marcada por el "corralito" de 2001

De trasfondo, estaba la muy crítica gestión del Fondo Monetario Internacional (FMI), que, en vez de 'rescatar' la economía, empujó a Argentina al precipicio, ya que, a principios de diciembre de 2001, la institución cortó el ingreso de capitales al país, lo cual provocó una nefasta reacción en cadena. Una medida, entre otras, que el FMI asumió en su evaluación posterior de los eventos: "La experiencia de Argentina ilustra los problemas que se plantean cuando el país adopta y hace suyas políticas deficientes o inconsistentes", enfatizó la entidad.

No obstante, las turbulencias de principios de milenio no fueron lo único que caracterizaron a Fernando de la Rúa, un personaje que estuvo en la esfera pública desde 1973, año de su elección en el Senado y de su candidatura a la Vicepresidencia de la República, que terminó con una derrota frente a Juan Domingo Perón.

De la Rúa formó parte de estos líderes que apostaron por la vía democrática durante los tres escasos de régimen civil, antes del regreso con fuerza de la dictadura militar en 1976. Volvió a su puesto de congresista a partir de 1983 y llegó también a administrar Buenos Aires entre 1996 y 1999. En 2012 enfrentó un juicio por presuntos sobornos, cuyo veredicto finalmente lo disculpó.

De la Rúa, un símbolo de una Argentina difícil de gobernar de y del fiasco de las políticas económicas. Su acción había vuelto en las discusiones a medida que el FMI volvió a aportar sus ayudas a raíz del llamado del Gobierno de Mauricio Macri, que, casi 18 años después, volvió a escoger el rumbo de la austeridad y de las medidas impopulares que supone.

"Quiero saludar a la familia de De la Rúa en este día tan doloroso para ellos. Ha muerto el expresidente Fernando de la Rúa, un dirigente bien intencionado, una buena persona", declaró este martes el actual mandatario, quien decretó tres días de duelo nacional.

selfpromo.newsletter.titleselfpromo.newsletter.text

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.