Saltar al contenido principal
LIMA 2019

Panamericanos 2019: Argentina, la sorpresa del sóftbol mundial

El equipo masculino de sóftbol de Argentina se abraza después de su partido ante México en los Juegos Panamericanos en Lima, Perú, el 25 de julio de 2019.
El equipo masculino de sóftbol de Argentina se abraza después de su partido ante México en los Juegos Panamericanos en Lima, Perú, el 25 de julio de 2019. César Fajardo / Lima 2019

La Albiceleste se impuso en el Mundial de República Checa y ahora es la gran favorita para el oro en los Juegos Panamericanos. Compiten como profesionales en un deporte amateur, combinando sus estudios y trabajos con los triunfos en la cancha.

Anuncios

Antes de saltar al campo, la selección masculina de sóftbol de Argentina se prepara con cinco minutos de silencio en el vestuario. "La parte física ya la venimos haciendo todos los días del año", cuenta Gustavo Guerrinieri, técnico de ataque. "La preparación siempre es mental", afirma.

Es el método del equipo que hoy por hoy reina en el sóftbol internacional. Argentina conquistó en junio el Mundial de República Checa al ganar a Japón, siendo el primer país de América Latina en vencer en este torneo.

Nueva Zelanda, Estados Unidos, Canadá y Australia son las otras selecciones que se han llevado esta copa, que se disputa desde 1966.

Todo es fruto de un proceso largo que ha terminado formando una familia. En el bus escuchan y cantan clásicos de Los Fabulosos Cadillacs, intercambiando la música por arengas futboleras. "Hay una planificación para que este buen humor reine acompañado de los triunfos como se están dando", dice Javier Martínez, jefe de equipo.

Recorren las calles de Lima, después de una nueva victoria en la primera fase. Ya están clasificados a semifinales de esta competición en donde son los grandes favoritos. Serían dos oros en dos meses para demostrar su poderío en la cancha.

Campeones de un deporte que no es profesional en Argentina

La prensa argentina registró el histórico triunfo de la Albiceleste en el sóftbol, pero también se veían artículos que buscaban explicar en qué se diferenciaba esta disciplina del béisbol. La cancha es parecida, el sistema de juego también, pero aquí se lanza la pelota por debajo de la cintura, una de sus principales distinciones.

Ligeros cambios para un deporte que no es profesional en Argentina y que el próximo año estará presente en los Juegos Olímpicos de Tokio, pero en la competición femenina.

Mariano Montero de Argentina, se lanza al suelo durante el partido contra México en los Juegos Panamericanos en Lima, Perú, el 25 de julio de 2019.
Mariano Montero de Argentina, se lanza al suelo durante el partido contra México en los Juegos Panamericanos en Lima, Perú, el 25 de julio de 2019. César Fajardo / Lima 2019

"En Argentina el sóftbol no va a ser profesional, es algo muy difícil, en el mundo, el sóftbol masculino no lo es", explica el director técnico del equipo Julio Gamarci. "El status nuestro es amateur, no está mal que así sea (…) en Argentina tenemos cubiertas todas nuestras necesidades".

Reciben una beca por parte del Estado y los integrantes de la selección compaginan sus entrenamientos con trabajos y estudios. Unos son comerciantes, otros quieren ser ingenieros.

Teo Migliavacca, jardinero central de 22 años, es uno de los que además de entrenarse, estudia una carrera. "Es prácticamente un trabajo (el sóftbol), tenés que hacerte el hábito, manejar bien los horarios", cuenta.

El mayor en edad del equipo tiene 37 años y el menor 20; un conjunto que combina veteranía y juventud y aunque no ganan como los jugadores de las Grandes Ligas, también son estrellas.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.