Saltar al contenido principal
En foco

#1 Proyectos que echan raíces después de la guerra

France 24 visitó los Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación (ETCR) de Aguabonita y Miravalle, en Caquetá, Colombia. Allí, los excombatientes de las FARC han puesto en marcha diversos proyectos productivos, donde no les ha hecho falta creatividad para regresar a la vida civil después de estar dedicados por años a la guerra.

Anuncios

Para muchos exintegrantes de la desaparecida guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) el ritmo de vida ha cambiado. Si bien tras los diálogos de paz firmados en el año 2016 muchos de ellos siguen estando en zonas aisladas del país, ahora su sustento no es empuñando un arma, sino implementos para el trabajo y el cultivo de la tierra.

En el departamento de Caquetá, ubicado en la región amazónica de Colombia, existen dos espacios diseñados para la reincorporación de los exguerrilleros a la sociedad. Estos son conocidos como Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación o ETCR y llevan por nombre Aguabonita y Miravalle.

Aguabonita es un espacio dedicado a la agricultura. Este fue puesto en marcha luego de que un cura católico negociara los terrenos en donde se desarrolla el proyecto. En este territorio es posible la siembra de maíz, plátano, café y piña. También se producen algunos derivados lácteos y gracias al respaldo de la Unión Europea ahora cuentan con una planta despulpadora de fruta.

Miravalle es un proyecto ecoturístico. Hoy los exguerrilleros se dedican a la práctica del rafting y por ello han sido reconocidos a nivel internacional.

El final de una guerra de más de 50 años ha traído consigo innumerables desafíos, pero las zonas de reincorporación ya empiezan a dar los frutos de una cosecha que a veces sus mismos líderes declaran en peligro.

#CómoValaPazEnColombia

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.