Saltar al contenido principal

Tras desencuentro con Trump y Netanyahu, Rashida Tlaib rechaza viajar a Israel

La representante estadounidense, Rashida Tlaib, habla durante una conferencia de prensa para abordar los comentarios realizados por el presidente Donald Trump, más temprano en el día, en el Capitolio de Estados Unidos en Washington, DC, el 15 de julio de 2019.
La representante estadounidense, Rashida Tlaib, habla durante una conferencia de prensa para abordar los comentarios realizados por el presidente Donald Trump, más temprano en el día, en el Capitolio de Estados Unidos en Washington, DC, el 15 de julio de 2019. Brendan Smialowski / AFP

En forma de protesta, la congresista musulmana, a la que se le había vetado la entrada a Israel en un primer momento, anunció que no viajará. La demócrata calificó el incidente de "humillación".

Anuncios

El viaje de la congresista estadounidense Rashida Tlaib a Israel se convirtió en un 'toma y dame' luego de que el Gobierno de Israel revocara el veto que le había impuesto el pasado 15 de agosto para poder entrar al país. La respuesta de la diputada demócrata fue tajante: no visitará el estado Israelí.

"He decidido no viajar a Palestina e Israel esta vez. Visitar a mi abuela bajo estas condiciones opresivas para humillarme romperán el corazón de mi abuela", explicó la representante por Michigan este 16 de agosto.

En principio, Tlaib iba a viajar el fin de semana con su compañera de bancada, la también legisladora demócrata Ilhan Omar. Sin embargo, un tweet del presidente Donald Trump cambió el panorama.

En su mensaje, el mandatario estadounidense aseguró que "Israel mostraría una gran debilidad si permitiera la visita de las representantes Omar y Tlaib. Odian a Israel y a todo el pueblo judío, y no hay nada que pueda decirse o hacerse para que cambien de opinión". Una apreciación que movió a las autoridades israelíes a negar el ingreso a ambas mujeres.

Posteriormente, el Ministerio del Interior de Israel indicó en un comunicado que "la decisión se tomó después de que el ministro Deri se diese cuenta de que se trataba de una actividad de boicot contra Israel y que debía impedir que entrasen, de acuerdo a la Ley Israelí de Entrada".

Asimismo, señaló que las legisladoras buscaban usar su visibilidad para "apoyar las organizaciones de Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS) que llaman a boicotear a Israel".

Tanto Tlaib, hija de inmigrantes palestinos y musulmanes, como Omar, una inmigrante somalí que también es musulmana, han sido duras críticas de las políticas del Gobierno israelí y de la Administración Trump.

Sin embargo, se conoció que la congresista Tlaib había enviado una carta al Ejecutivo de Tel Aviv en la que pedía que se le permitiera el ingreso por razones humanitarias, pues quería visitar a su abuela de 90 años, que vive en el territorio ocupado de Cisjordania.

Según lo publicado en la misiva, la congresista aceptaba las restricciones que Israel le impusiera por lo que no iba a promover "boicots contra Israel". Esto hizo que Tel Aviv garantizara el ingreso.

En un comunicado publicado en el diario 'Haaretz', el Gobierno destacó que Tlaib "envió anoche una carta al ministro Deri en la que prometió cumplir las peticiones de Israel y respetar los límites impuestos a su visita".

Tlaib: "Mataría una parte de mí que siempre permanece en contra del racismo y la injusticia"

Hasta ese punto, parecía que las partes habían llegado a un acuerdo pero al final, pero la diputada decidió cancelar su viaje. En una carta publicada en su cuenta de Twitter, explicó que no podía viajar a Israel para ser tratada "como una criminal".

Tlaib destacó que cuando fue electa al Congreso, "eso dio al pueblo palestino la esperanza de que alguien, finalmente, dijera la verdad acerca de las condiciones inhumanas" y agregó que "no puedo permitir que el Estado de Israel se tome esto a la ligera humillándome y usando mi amor por mi sity (abuela) para doblegarme a sus políticas opresivas y racistas".

"Mataría una parte de mí que siempre permanece en contra del racismo y la injusticia", explicó la congresista estadounidense cerrando el nuevo frente de controversia entre Trump y el bloque demócrata de la llamada "brigada".

Con EFE

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.