Saltar al contenido principal

Afganistán: el autodenominado Estado Islámico se adjudicó el atentado en una boda que deja al menos 63 muertos

Hombres afganos se consuelan, el 18 de agosto de 2019, mientras lloran durante el funeral de sus familiares después de la explosión de una bomba suicida en una boda en Kabul, ocurrida un día antes.
Hombres afganos se consuelan, el 18 de agosto de 2019, mientras lloran durante el funeral de sus familiares después de la explosión de una bomba suicida en una boda en Kabul, ocurrida un día antes. REUTERS/Omar Sobhani

En un mensaje publicado en la red social Telegram, los extremistas aseguraron que utilizaron a un hombre que se inmoló y luego hicieron detonar un coche bomba. Las autoridades aún no han verificado la autoría.

Anuncios

Lo que era un momento de celebración se convirtió en una tragedia. El grupo extremista y autodenominado Estado Islámico, dijo en un comunicado que el blanco era “una gran concentración de los renegados politeístas”, en referencia a la minoría chiíta del país, a la que califica de “infieles”, y que frecuentemente sufre ataques por parte de los yihadistas, que buscan imponer un califato.

Los yihadistas también difundieron una presunta fotografía de un hombre identificado como Abu Asem al Pakistani, con el sello del EI-Khorasan, EI-K, la rama afgana del grupo, en la que aparece con la cara cubierta, un chaleco cargado de explosivos y levantando un fusil de asalto, quien habría sido el encargado de inmolarse.

¿Cómo ocurrieron los hechos?

Mirwais y su novia acababan de contraer matrimonio y festejaban junto a cientos de familiares y amigos cuando una fuerte explosión causó caos y confusión.

Imagen del escenario dañado de un salón de bodas, el 18 de agosto de 2018, tras el atentado ocurrido un día antes y cuya autoría fue reivindicada por el autodenominado Estado Islámico.
Imagen del escenario dañado de un salón de bodas, el 18 de agosto de 2018, tras el atentado ocurrido un día antes y cuya autoría fue reivindicada por el autodenominado Estado Islámico. REUTERS/Mohammad Ismail

Un hombre se había infiltrado en la recepción de la boda para inmolarse. Los recién casados sobrevivieron al ataque, pero perdieron a decenas de sus seres queridos.

“He perdido la esperanza, perdí a mi hermano, mis amigos que vinieron a mi boda. La celebración del día de independencia ya no importa para mí”, dijo Mirwais en entrevista con medios locales. Los explosivos fueron detonados cerca del escenario donde se encontraban los músicos. “Todos los jóvenes, los niños y toda la gente que estaba ahí fueron asesinados”, dijo Gul Mohammad, uno de los sobrevivientes.

Alrededor de 1.200 personas habían sido invitadas, según dijo Ahmad Omid, un sobreviviente que señaló que se trataba de la boda del primo de su padre.
“Yo estaba con el novio en la otra habitación cuando escuchamos la explosión, luego no podía encontrar a nadie, todos estaban tirados en el salón”, afirmó.

Después de que el sujeto se inmolara los extremistas habrían hecho detonar un carro bomba que estaba a las afueras del salón de bodas."Cuando las fuerzas de seguridad llegaron al lugar, los muyahidines hicieron detonar un coche bomba estacionado, lo que causó 400 muertos y heridos entre los renegados y los miembros apóstatas de las tropas afganas", según afirmó el grupo.

Las autoridades aún no confirman la autoría de los hechos, de los que los talibanes ya se habían desligado y condenado como “prohibido e injustificable”.
Tanto el Talibán como el autodenominado Estado Islámico han llevado a cabo ataques a gran escala en la capital afgana.

Funerales, un día después de la boda

Este domingo, 18 de agosto, se llevaron a cabo las honras fúnebres de las víctimas.

Hombres afganos llevan los cuerpos de las víctimas durante un funeral masivo después de la explosión de una bomba suicida en una boda en Kabul, Afganistán, el 18 de agosto de 2019.
Hombres afganos llevan los cuerpos de las víctimas durante un funeral masivo después de la explosión de una bomba suicida en una boda en Kabul, Afganistán, el 18 de agosto de 2019. REUTERS/Omar Sobhani

“Hemos sufrido mucho dolor. Nuestro mensaje al mundo es que no vamos a abandonar nuestro territorio, incluso si ocurren cientos de ataques suicidas. Este es nuestro suelo, nuestro lugar de nacimiento y queremos libertad. Queremos paz, no ataques de suicidio tan brutales ", dijo Ahmad Khan, una de las personas que asistió a la boda.

El presidente del país, Ashraf Ghani, condenó las agresiones de quienes define como terroristas.

“Atacar a nuestra gente en eventos como bodas, escuelas, mezquitas, mercados y lugares públicos indica la atrocidad de un grupo terrorista que está decidido a matar a personas inocentes. Los talibanes no pueden absolverse de la culpa, ya que proporcionan una plataforma para los terroristas ", indicó Ghani.

Este atentado, considerado el más mortal en lo que va de 2019, ocurre en medio de las negociaciones entre Estados Unidos y los talibanes, para que estos firmen un acuerdo de paz con el gobierno y las tropas estadounidenses se retiren de territorio afgano.

France24 con Reuters, AP y EFE

 

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.