Saltar al contenido principal

Hong Kong: Carrie Lam niega haber contemplado su dimisión

La jefe del Ejecutivo de Hong Kong, Carie Lam, da una nueva conferencia para desmentir su posible renuncia.
La jefe del Ejecutivo de Hong Kong, Carie Lam, da una nueva conferencia para desmentir su posible renuncia. Ann Wang / Reuters

La líder del Ejecutivo rechazó los rumores que circulaban respecto a su posible renuncia tras haber sido grabada en una conversación privada con empresarios hongkoneses.

Anuncios

La jefa del Gobierno de Hong Kong, Carrie Lam, negó haber pedido a la cúpula de Beijing la dimisión de su cargo. Durante las últimas horas se intensificaron los rumores sobre su posible salida del Ejecutivo hongkonés tras haber sido grabada durante una conversación privada con empresarios de la zona donde aseguró que "lo primero que haría es dimitir si tuviera la opción".

Se trata de unas declaraciones grabadas durante una reunión celebrada la semana pasada en las que también agrega que "el espacio político de maniobra para el jefe ejecutivo (hongkonés), que tiene que responder constitucionalmente ante dos soberanos, que son el Gobierno Popular Central y el pueblo de Hong Kong, es muy, muy limitado".

Sin embargo, esto no ha sentado bien a Lam, que cargó contra la prensa occidental este 3 de septiembre: "Los medios occidentales se vieron enredados en una noticia falsa por algún tiempo, algo que es una infracción grave de la línea de ética profesional".

La sombra de Carrie Lam se refleja durante la rueda de prensa donde confirma su continuidad.
La sombra de Carrie Lam se refleja durante la rueda de prensa donde confirma su continuidad. Kai Pfaffenbach / Reuters

"Me dije repetidamente en los últimos tres meses que mi equipo y yo deberíamos quedarnos para ayudar a Hong Kong... Por eso ni siquiera he contemplado discutir una renuncia con el Gobierno central del pueblo", agregó.

China, por su parte, expresó su confianza en Lam y su Gobierno, pero dijo que actuará si los disturbios llegan a amenazar la seguridad y la soberanía de China. "Si la situación en Hong Kong continúa empeorando y se convierte en una agitación que no puede ser controlada por el Gobierno de allá, el Ejecutivo central no se quedará de brazos cruzados", aseguró la portavoz.

Cientos de miles de personas han salido a las calles de la antigua colonia británica desde mediados de junio en protesta contra el proyecto de ley, ahora suspendido, que podría haber extraditado a hongkoneses a la China continental para que fuesen juzgados por un tribunal bajo el amparo del Partido Comunista.

Después de que Lam anunciase que este proyecto de ley la detendría, las protestas continuaron para derrocarla a ella, y su equipo pro-Beijing, del poder. La violencia en las calles fue creciendo constantemente semana tras semana hasta protagonizar auténticas batallas campales en pleno distrito financiero.

La oposición pide ayuda internacional a Taiwán

Los activistas hongkoneses acudieron, liderados por Joshua Wong, a la isla de Taiwán a pedir apoyo al Gobierno. El Ejecutivo de esta isla se formó con los refugiados nacionalistas que perdieron la guerra civil china contra el Ejército Rojo liderado por Mao Zedong en 1949.

Beijing no reconoció la soberanía de este Estado nunca, pero en los últimos años ha realizado una política de acercamiento que tiene la intención de reunificar de forma total a Taiwán con la China continental, algo que desde Taipéi observan con desconfianza.

Las intenciones de Wong eran que en caso de que Beijing decidiese intervenir con su Ejército en Hong Kong, Taiwán, que goza de unas excelentes y preferenciales relaciones con Estados Unidos, les brindase apoyo. Wong realizó este viaje tan solo unos días después de ser liberado tras dos meses en prisión.

Con EFE, Reuters y AP

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.