Saltar al contenido principal

Fallece Peter Lindbergh, el fotógrafo que revolucionó la moda

El fotógrafo alemán Peter Lindbergh posa frente uno de sus retratos en la exposición "Images of Women", presentada en Hamburgo, Alemania, el pasado 21 de enero de 2019
El fotógrafo alemán Peter Lindbergh posa frente uno de sus retratos en la exposición "Images of Women", presentada en Hamburgo, Alemania, el pasado 21 de enero de 2019 Christian Charisius / Reuters

La familia del mítico fotógrafo alemán Peter Lindbergh anunció su muerte este miércoles 4 de septiembre, a sus 74 años.

Anuncios

El fotógrafo Peter Lindbergh dejó este mundo. Conocido por revolucionar la imagen en el universo de la moda, el artista falleció a los 74 años, aunque su familia no reveló las causas de la muerte.

En un mensaje en su cuenta de Instagram, sus allegados dieron la noticia: "Con gran tristeza, anunciamos el fallecimiento de Peter Lindbergh el 3 de septiembre de 2019, a la edad de 74 años. Le sobrevivieron su mujer Petra, su primera mujer Astrid, sus cuatro hijos Benjamin, Jéremy, Simon, Joseph y siete nietos. Deja un gran vacío".

El fotógrafo, nacido en 1944 en una Polonia ocupada por la Alemania nazi, fue pionero en el mundo de la moda por retratar a las modelos con personalidad propia y con naturalidad, más allá de fotografiar la ropa que llevaban.

Ante su objetivo, posaron grandes mujeres de todas las épocas, como las modelos Cindy Crawford, Naomi Campbell, Claudia Schiffer o Kate Moss. Sin embargo, también retrató a actrices como Cate Blanchett, Angelina Jolie o Penélope Cruz.

En uno de sus últimos trabajos, capturó la esencia de personalidades del mundo social y político, como la joven activista medioambiental Greta Thunberg o la presidenta de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, para una edición especial de la revista 'Vogue'.

Realzando la naturalidad, Lindbergh movió los moldes de la fotografía

Varias caras conocidas del mundo de la cultura despidieron en redes al fotógrafo, como la actriz Charlize Theron, quien escribió en Twitter que la noticia de su muerte había "roto su corazón". "Peter Lindbergh era un genio y un maestro absoluto. Más allá, lo que lo hacía único era su amabilidad constante, calidez e increíble sentido del humor. Uno de los mejores seres humanos que he conocido. Nunca te olvidaré, amigo", agregó.

La naturalidad guió la mirada de Lindbergh y lo catapultó a la fama en la década de los 80 y los 90. Un claro ejemplo es la imagen que tomó en una playa con varias modelos, como Linda Evangelista o Rachel Williams: en blanco y negro, las mujeres posaban despreocupadas vestidas solo con una camisa blanca.

En ese momento, 1988, la imagen resquebrajaba los moldes de la fotografía de moda y nunca se llegó a publicar. Sin embargo, años después la casa de subastas Sotheby's la sacó por 75.000 euros.

El mismo Lindbergh explicaba así su manera de retratar en la presentación de su último calendario Pirelli, en 2017: "En una época en que a las mujeres se las representa en los medios como embajadoras de la belleza y la perfección, era importante recordar que existe una belleza diferente, más real y auténtica, no manipulada por la publicidad".

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.