Saltar al contenido principal

Estados Unidos confirma la muerte del heredero de Osama Bin Laden

Pantallazo de un video sin fecha de la CIA en donde aparece Hamza Bin Laden.
Pantallazo de un video sin fecha de la CIA en donde aparece Hamza Bin Laden. EFE

Hamza Bin Laden, era el decimoquinto hijo del fallecido líder de Al-Qaeda y el Departamento de Estado ofrecía un millón de dólares de recompensa por él. Para Washington, su muerte deja a Al-Qaeda “sin importantes capacidades de liderazgo”.

Anuncios

Se cree que tenía 30 años y habría estado junto a su padre en Afganistán antes de los ataques del 11 de septiembre del 2001. Hamza Bin Laden era considerado el heredero de Osama Bin Laden dentro de Al-Qaeda y desde hace meses había reportes de su muerte.

Fue hasta este sábado cuando la Casa Blanca dio su confirmación y anunció con pocos detalles el deceso del decimoquinto hijo de Osama Bin Laden. “La pérdida de Hamza no solo priva a Al-Qaeda de importantes capacidades de liderazgo y de la simbólica conexión con su padre, sino que debilita importantes actividades operacionales del grupo”, dijo la Casa Blanca en un comunicado.

El texto agrega que Bin Laden murió entre Afganistán y Pakistán, pero no brinda información sobre la fecha. De acuerdo con una fuente oficial anónima citada por la agencia AP, Hamza habría fallecido en los últimos 18 meses.

Desde febrero, el Departamento de Estado ofrecía un millón de dólares de recompensa por él y ya desde 2017 era considerado “terrorista global especialmente designado”. En marzo, Arabia Saudita le había arrebatado su nacionalidad.

Tras la muerte de su padre en 2011, en una operación de Estados Unidos, Hamza había hecho llamados para atacar a la Unión Americana y sus aliados. Su figura dentro de Al-Qaeda era de peso, tanto así que en 2015 el líder de la organización, Ayman al-Zawahri, lo definió como “un león de la guarida de al-Qaeda”. Su muerte, llena de incertidumbre la futura sucesión de este grupo.

Bálsamo para Trump después de la cita fallida con los talibanes

Para el presidente Donald Trump, este anuncio da un respiro después de una semana agitada. El mandatario había estado en el ojo del huracán en la antesala del aniversario de los ataques del 11 de septiembre. Trump había anunciado que planeó reunirse en suelo estadounidense con el grupo talibán, algo que levantó críticas no solo de la oposición demócrata sino también de su propio partido.

Este sábado, en cambio, ya hubo voces de su formación que aplaudieron la baja del hijo de Bin Laden. Es el caso del senador republicano Lindsey Graham quien aseguró que “esta es una fuerte señal de que Estados Unidos nunca perdona y que iremos a donde nos lleven lo terroristas para proteger nuestra tierra”.

De momento, Al-Qaeda no ha confirmado el fallecimiento de Bin Laden, cuyo último mensaje fue en marzo de 2018.

Con AP y AFP

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.