Saltar al contenido principal

La justicia alemana condena a Daimler a pagar una multa de 870 millones de euros

Anuncios

Berlín (AFP)

El fabricante alemán de vehículos Daimler fue condenado este miércoles a pagar una multa de 870 millones de euros (956 millones de dólares) por haber puesto en venta desde 2008 vehículos de gasóleo que no respetaban la ley en materia de contaminación, decidió la fiscalía de Stuttgart.

La justicia estimó que se trata de un caso de "violación de la ley por negligencia" en el servicio de Daimler encargado de los certificados que hicieron que las autoridades aprobaran estos vehículos diésel.

En 2018, la agencia alemana del automóvil obligó a Daimler a retirar del mercado y revisar 700.000 vehículos en todo el mundo, 280.000 de ellos en Alemania, presuntamente manipulados para fingir que contaminaban menos.

Daimler apeló esta decisión y fue retirando los vehículos a cuentagotas.

Este martes, Daimler aseguró que mantiene sus objeciones, pero que no apelará de nuevo y pagará la multa.

Esta decisión de la fiscalía cierra una parte del caso pero siguen las investigaciones penales contra individuos. Concretamente, cuatro responsables de Daimler están acusados de fraude y propaganda engañosa en este escándalo bautizado "dieselgate", y que también afectó al fabricante alemán Volkswagen.

Daimler ha reiterado que estas sanciones financieras no tendrán impacto en sus cuentas. Pero en julio, el fabricante de Mercedes-Benz sufrió una pérdida trimestral de 1.200 millones de euros, debido a provisiones realizadas dentro de este escándalo. Fue la primera pérdida trimestral en diez años.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.