Saltar al contenido principal

Francia, Reino Unido y Alemania se suman a EE. UU. y acusan a Irán de los ataques a Arabia Saudita

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, saluda al presidente iraní, Hassan Rouhaní, en Nueva York.
El presidente de Francia, Emmanuel Macron, saluda al presidente iraní, Hassan Rouhaní, en Nueva York. John Irish / Reuters

Los tres países europeos quisieron reivindicar que se cumpliese el pacto nuclear de 2015, del que Estados Unidos salió e instaron a Irán a abandonar la escalada de violencia.

Anuncios

Francia, Reino Unido y Alemania se suman a la posición de Estados Unidos y deciden acusar a Irán de los ataques perpetrados contra una planta petrolífera de Arabia Saudita que hizo que la producción del país se viese seriamente dañada. Las tres potencias europeas instaron a Irán a retomar las conversaciones con las potencias mundiales sobres sus programas nucleares.

Los líderes europeos han luchado por desactivar una confrontación entre Teherán y Washington desde que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, renunció a un acuerdo el año pasado que garantiza a Irán el acceso al comercio mundial a cambio de frenar su programa nuclear.

Pero Irán descartó la posibilidad de negociar un nuevo acuerdo con las potencias, el ministro de Relaciones Exteriores iraní, Mohammad Javad Zarif, dijo que los socios europeos no han cumplido sus compromisos en virtud del pacto nuclear de 2015.

Las agresiones "remarcan la importancia de llevar a cabo esfuerzos comunes hacia una estabilidad y seguridad regional, incluyendo la búsqueda de una solución política al conflicto de Yemen", dijeron, por su parte, los dirigentes europeos.

El ataque a la compañía árabe de petróleo Aramco acabó con el 50% de la producción del país por unos días e hizo temer que el suministro del crudo peligrase, aunque Arabia Saudita logró reponerse de forma bastante eficiente. En un principio fue reivindicado por los rebeldes hutíes de Yemen, que actualmente se encuentran en guerra con las potencias suníes del Golfo Pérsico.

Sin embargo, al poco tiempo se empezó a sospechar de Irán por las características de las armas utilizadas. Irán se defiende asegurando que “si hubiera sido el causante de los ataques todo el complejo petrolífero hubiera quedado destruido”, algo que hubiera hecho que “Arabia Saudita no repusiese los desperfectos tan rápidamente”.

Los restos de los misiles que, según el gobierno saudita, se utilizaron para atacar una instalación petrolera de Aramco, se muestran durante una conferencia de prensa en Riad.
Los restos de los misiles que, según el gobierno saudita, se utilizaron para atacar una instalación petrolera de Aramco, se muestran durante una conferencia de prensa en Riad. Hamad I Mohammed / Reuters

La tensión con Irán marca la era Trump

Con la llegada de Donald Trump al poder, Estados Unidos volvió a imponer sanciones a Irán y las endureció drásticamente. Irán respondió incumpliendo gradualmente los compromisos nucleares asumidos en el acuerdo de 2015 y ha establecido una fecha límite de octubre para reducir aún más sus obligaciones nucleares a menos que los europeos rescaten el pacto protegiendo la economía de Teherán de las sanciones de Estados Unidos.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, lideró un impulso europeo durante el verano para encontrar un compromiso entre Estados Unidos e Irán y quiere usar la reunión de la ONU como una oportunidad para revivir la diplomacia, aunque sus esfuerzos se han estancado en las últimas semanas.

El ministro de Relaciones Exteriores de Irán, Mohammad Javad Zari, planea reunirse con los países que firmaron el acuerdo de 2015 durante la cumbre de la ONU. Esta plataforma está sirviendo a los diferentes líderes para intentar retomar las conversaciones, que llevaban semanas estancadas.

Con EFE, AP y Reuters

selfpromo.newsletter.titleselfpromo.newsletter.text

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.