Ogier aspira a atrapar a Tänak en la tierra galesa

Anuncios

París (AFP)

El piloto francés Sébastien Ogier (Citroën) quiere aprovechar el Rally de Gran Bretaña, 12ª prueba del campeonato del mundo WRC, disputado en Gales, para reducir su distancia con el actual líder del Mundial, el estonio Ött Tänak (Toyota).

El galo ha ganado esta prueba en cinco ocasiones, un récord, en las últimas seis ediciones (cuatro con Volkswagen, otra con Ford). Luego de su victoria en el último Rally de Turquía está tan solo a 17 puntos de Tänak, que abandonó, cuando quedan tres carreras contando la de este fin de semana.

"El objetivo en Gales será estar al mismo ritmo que en Turquía y poner la máxima presión posible a Ött", comentó el seis veces campeón del mundo.

No se sabe cómo rendirá Citroën, que no gana en este rally desde 2010 (Sébastien Loeb) y cuyos C3 se han mostrado generalmente inferiores a los Toyota Yaris este año. Pero el constructor francés ha entrenado en el lugar y cuenta con la experiencia de Ogier, pero también con la del finlandés Esapekka Lappi, 3º el curso anterior con, precisamente, Toyota.

Por parte del constructor japonés, el objetivo es recuperar al mejor Tänak. "El año pasado estuvimos muy fuertes aquí. Los trazados son lisos y rápidos y eso nos va bien. Las condiciones deslizantes siempre complican las cosas pero a nuestros pilotos les gusta", señala su director, Tommi Mäkinen.

El estonio no quiere desanimarse tras su abandono en Turquía. "Ahora la distancia en el campeonato es más reducida pero nos quedan todavía tres rallies por correr y fuimos rápidos en cada uno de ellos el año pasado. Ahora hay que rematar el trabajo empezando por Gales", expresó el estonio, que nunca ha ganado aquí en el WRC.

Contará con el respaldo de sus compañeros habituales, el finlandés Jari-Matti Latvala y el británico Kris Meeke.

- Evans vuelve en Ford -

Por parte de Hyundai, el belga Thierry Neuville se ha alejado en el campeonato y ya está a 30 puntos de Tänak y a 13 de Ogier. Su director, Alain Pénasse, lo reconoció en una entrevista a Speed Magazine: "Creo que el título está acabado" para Neuville, lamentó, declarándose "decepcionado".

El belga, que solo pudo ser 8º en Turquía, dijo "apreciar" los trazados deslizantes galeses, recordando que se trata a menudo de la prueba más húmeda del campeonato.

Pero la firma surcoreana todavía tiene opciones en el campeonato de constructores, que domina con 19 puntos de ventaja sobre Toyota. Además de Neuville, alineará al noruego Andrea Mikkelsen y al local Craig Breen, 4º el año pasado con Citroën.

En Ford, ganador en las últimas dos ediciones, regresa el piloto estrella y galés Elfyn Evans, vencedor en 2017, quien se perdió los últimos tres rallies por una lesión sufrida en el Rally de Estonia en julio.

La prueba comenzará el jueves por la noche con una super especial en el famoso circuito de Oulton Park. En total cuenta con 22 especiales que suman 312,75 km. El rally terminará el domingo tras la "power stage", hacia las 12h30 GMT.