Saltar al contenido principal

Dalilah Muhammad deslumbra en Doha-2019 con otro récord mundial

Anuncios

Doha (AFP)

La estadounidense Dalilah Muhammad se convirtió en la gran protagonista del viernes en el Mundial de atletismo de Doha-2019, donde estableció un nuevo récord mundial (52.16) para ganar una final antológica en los 400 metros vallas ante su compatriota Sydney McLaughlin.

Era uno de los duelos más esperados de este Mundial y no defraudó, ya que McLaughlin presionó hasta el final y entró muy cerca (52.23), situándose así como la segunda mejor de la historia.

Muhammad, de 29 años, logra así su primer título mundial, después de dos platas (Moscú-2013 y Londres-2017), y une la corona en esta competición con la que ya consiguió en los Juegos Olímpicos con su victoria en Rio-2016.

En la otra final estrella de la velada en el estadio Khalifa, el bahameño Steven Gardiner (43.48) se coronó en los 400 metros, donde la grandísima sorpresa la dio el colombiano Anthony Zambrano (44.15), con una plata acompañada de un nuevo récord sudamericano.

El acelerón final de Zambrano le permitió relegar al estadounidense Fred Kerley al bronce (44.17).

La prueba había perdido el jueves a su principal favorito, el estadounidense Michael Norman, el hombre que lidera los cronos del año, pero que quedó apeado en semifinales al estar mermado físicamente.

Bahamas, que la víspera había sufrido una cierta desilusión con el subcampeonato de la favorita Shaunae Miller-Uibo en los 400 metros, detrás de la bareiní Salwa Eid Naser, consigue ahora su primer oro en este Mundial.

- Hegemonía de EEUU -

En el medallero, Estados Unidos domina con 21 metales, 9 de ellos dorados tras el de Muhammad.

Una ventaja impresionante sobre sus perseguidores. Con tres oros figuran a continuación China y Kenia, ese último después de que Conseslus Kipruto lograra revalidar su título en los 3.000 metros obstáculos.

Estados Unidos sentó además las bases este viernes para seguir sumando en los dos últimos días de competición.

Uno de los más esperados es el de relevos 4x100 metros, cuya final está programada el sábado.

El equipo norteamericano selló este viernes su clasificación con Christian Coleman y Justin Gatlin en el cuarteto, pese a lograr el tercer mejor crono de su serie. Le bastó porque los tres primeros de cada uno accedían a la final de manera automática.

En caso de proclamarse campeón, Coleman terminaría el primer Mundial de la era 'post Bolt' con dos oros, tras haberse coronado en los 100 metros.

Algo similar le ocurriría a la jamaicana Shelly Ann Fraser-Pryce, también campeona de 100 metros y clasificada este viernes para la final de relevos 4x100 metros.

- Cuba despierta -

Por su parte, Cuba, la potencia histórica del atletismo latinoamericano, despertó por fin.

Tras el bronce amargo de Juan Miguel Echevarría, la isla caribeña triunfó en el lanzamiento de disco femenino, con oro para Yaimé Pérez (69,17 metros) y plata para Denia Caballero (68,44).

Después de las alegrías de Zambrano y del lanzamiento de disco, Latinoamérica tiene el sábado nuevas oportunidades de metales, con el brasileño Darlan Romani en la final de lanzamiento de bala y, sobre todo, el duelo entre la venezolana Yulimar Rojas y la colombiana Caterine Ibargüen en el triple salto femenino.

En el salto alto, el oro fue para el local Mutaz Barshim, que revalidó su título mundial superando la barra de 2,37 metros.

Catar pudo por fin celebrar su primera medalla de oro en 'su' Mundial.

El programa del viernes se completa con una carrera nocturna que cerrará las pruebas de marcha de este Mundial, la de 20 kilómetros masculinos.

El escenario volverá a ser el paseo marítimo de La Corniche, en la medianoche local, con condiciones de una treintena de grados centígrados y una humedad de un 75%, que pondrán a prueba a las figuras de la caminata.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.