Saltar al contenido principal

Trump ordenó la negación del visado a los migrantes que no puedan pagar su seguro

El presidente estadounidense, Donald Trump, en la Casa Blanca en Washington, Estados Unidos, el 4 de octubre de 2019.
El presidente estadounidense, Donald Trump, en la Casa Blanca en Washington, Estados Unidos, el 4 de octubre de 2019. Yuri Gripas / Reuters

Desde la Casa Blanca, el mandatario estadounidense le pidió a los consulados de su país que no aprueben visas a los migrantes que no estén en capacidad de pagar sus servicios de salud.

Anuncios

Los migrantes que ven en Estados Unidos el destino ideal para huir de las crisis de sus territorios se tendrán que enfrentar a un obstáculo más ordenado por el presidente Donald Trump para controlar dicho flujo.

Se trata de una orden emitida por el mandatario desde la Casa Blanca que llama a los consulados a negar el otorgamiento de visas a aquellos que, al momento de su entrada a suelo estadounidense, no puedan demostrar que están en la capacidad de financiar su seguro médico.

De acuerdo con indicado por distintos medios de comunicación locales sobre lo decidido por el magnate de 73 años que llegó al poder en enero de 2017, la medida entraría en vigencia a partir del 3 de noviembre.

Con esta nueva directriz, Trump amplía sus acciones para cumplir la promesa que hizo durante su campaña electoral de librar una abierta batalla para menguar las olas migratorias. Sin embargo, en esta oportunidad la orden fue divulgada en medio de las tensiones desatadas por el anuncio de una investigación con miras a iniciar un juicio político o 'impeachment' en su contra.

Los costos médicos de la atención a los migrantes

Según el comunicado oficial difundido por la Casa Blanca, la estrategia busca garantizar la disponibilidad de los servicios médicos para los ciudadanos estadounidenses dado que "admitir a un gran número de migrantes que no puedan pagar su propia atención médica representa una carga para los contribuyentes y para el sistema".

Las estimaciones entregadas por la Administración de Trump dan cuenta de que los costos generados por la prestación de servicios hospitalarios han superado los 35 mil millones de dólares durante cada año de la última década y que, la mayoría de dichas atenciones, no son reembolsadas por haber sido prestadas a migrantes sin recursos económicos.

En materia legislativa, el Gobierno de Trump se ampara en la legislación bipartidista que fue promulgada en el año 1996 por el entonces presidente Bill Clinton de manera conjunta con el Congreso y que establecía que los extranjeros no debían depender de los recursos públicos para poder satisfacer sus necesidades básicas.

Para proteger los beneficios para los ciudadanos estadounidenses, los migrantes deben ser financieramente autosuficientes

Donald Trump, presidente de Estados Unidos

Administrativamente, los extranjeros que figuran como beneficiaros de los recursos públicos por encima del umbral mínimo al acceder de programas no solo de salud son catalogados como "cargas públicas", por lo que, a principios de 2019, Trump le pidió a su Administración que activara los protocolos necesarios para recuperar los pagos generados por asistencia social.

Ante el endurecimiento de las medidas sanitarias, el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano de Estados Unidos también propuso la implementación de un esquema de verificación del estado migratorio como requisito para iniciar cualquier proceso de búsqueda de hogar de interés social.

Con EFE, Reuters y medios locales

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.