Saltar al contenido principal

Candidato opositor boliviano Mesa dice que rema "contra la corriente"

Anuncios

Lima (AFP)

El candidato opositor boliviano Carlos Mesa, principal rival del mandatario Evo Morales, aseguró a un diario peruano que ha tenido que remar "contra la corriente" de cara a los comicios presidenciales del 20 de octubre, denunciando "una campaña desequilibrada" del gobierno.

"Estamos remando contra la corriente, contra un candidato ilegal (Evo Morales), contra un gobierno que utiliza todos los recursos para hacer una campaña desequilibrada", dijo Mesa en una entrevista publicada el domingo por el diario El Comercio.

"También remamos contra el Tribunal Supremo Electoral, que según nuestra Constitución es un poder independiente del gobierno, pero que recibe órdenes de éste", agregó el periodista e historiador de 66 años, que fue presidente de Bolivia en 2003-2005.

Mesa, de centro, sostuvo que durante la campaña ha tenido que soportar una "guerra sucia" y acusaciones infundadas relacionadas a casos de corrupción por parte de la fiscalía.

A pesar de esos obstáculos, dijo que confía en ganar las elecciones y que tendrá delegados para controlar el escrutinio en las 31.000 mesas de sufragio "con nuestro propio sistema de cómputo" y la presencia de observadores internacionales.

Dijo que a Morales, un izquierdista en el poder desde 2006, "no le pasa por la cabeza dejar el gobierno" y que "no está psicológicamente preparado para ello".

"Él (Morales) asume que su destino es gobernar Bolivia indefinidamente, a partir de los resultados holgados en las tres elecciones precedentes", señaló.

Las encuestas a dos semanas de las elecciones del 20 de octubre apuntan a que habría una segunda vuelta entre Morales y Mesa.

Morales, de 59 años, ganaría la reelección en primera vuelta si logra el 50% más uno de los votos o, si teniendo más del 40%, obtiene una ventaja de 10 puntos sobre su inmediato seguidor.

La oposición afirma que la candidatura de Morales es ilegal pues su nueva postulación fue rechazada por los bolivianos en un referendo en 2016. Sin embargo, el mandatario logró en 2017 que el Tribunal Constitucional lo habilitara para buscar la reelección de manera indefinida, con el argumento de que así amparaba sus derechos humanos.

La oposición llegará dividida a los comicios, con ocho candidatos a la presidencia.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.