Saltar al contenido principal

Gobierno iraquí promete segundo paquete de reformas para paliar las protestas

Un manifestante sostiene la bandera iraquí al lado de objetos en llamas días en medio de una protesta contra el Gobierno. Bagdad, Irak, el 4 de octubre de 2019.
Un manifestante sostiene la bandera iraquí al lado de objetos en llamas días en medio de una protesta contra el Gobierno. Bagdad, Irak, el 4 de octubre de 2019. Alaa al-Marjani / Reuters

Con un paquete de reformas sociales, el Ejecutivo iraquí busca reducir las manifestaciones en su contra. Estas exigen el cese del Gobierno por presuntos actos de corrupción. Aunque menguadas, las protestas siguen en pie de lucha.

Anuncios

Este 8 de octubre el Gobierno de Irak anunció un segundo paquete de reformas sociales en un intento por apaciguar las manifestaciones antigubernamentales, que llevan alzadas más de ocho días y que han dejado un saldo de 110 personas muertas y 6.000 heridas a lo largo del país.

El primer ministro, Adil Abdul Mahdi, hizo público un plan de 13 puntos centrado en otorgar subsidios y facilidades de acceso a vivienda para las clases con menos recursos, así como iniciativas educativas y de capacitación para jóvenes desempleados.

Desde el inicio de las protestas, al menos un integrante de las fuerzas de seguridad ha perdido la vida, aunque por el momento la intensidad de las manifestaciones parece estar menguando y las promesas de los políticos estar calmando los ánimos de quienes piden cambios en el país.

Un grupo de hombres carga el ataúd de un manifestante que fue asesinado durante las protestas antigubernamentales, en un funeral en Najaf, Irak, el 7 de octubre de 2019.
Un grupo de hombres carga el ataúd de un manifestante que fue asesinado durante las protestas antigubernamentales, en un funeral en Najaf, Irak, el 7 de octubre de 2019. Alaa al-Marjani / Reuters

También se ha intensificado la represión policial. Según fuentes citadas por la agencia de noticias Reuters, en Bagdad las fuerzas de seguridad comenzaron a arrestar a los manifestantes al anochecer del 8 de octubre mediante un sistema de reconocimiento facial que reconoce las caras de quienes participaron en las revueltas de días anteriores.

Los manifestantes denuncian una violencia sistemática de las autoridades

Los manifestantes, que se ha enfrentado en múltiples ocasiones con las fuerzas de seguridad, piden la destitución del Gobierno y de la clase política por considerarla corrupta. Según datos oficiales, estos encuentros con las autoridades han dejado al menos 800 personas detenidas, de las cuales 500 ya han sido liberadas.

Los manifestantes se quejan de que las autoridades han atacados por miembros de las fuerzas de seguridad con munición real. Periodistas de la agencia de noticias Reuters aseguran haber sido testigos de cómo francotiradores ocultos en tejados disparaban a matar a las multitudes en las protestas.

Jóvenes conductores de tuk-tuk, un servicio de transporte local, esperan para trasladar a los heridos a hospitales durante las protestas antigubernamentales en Bagdad, Irak, 5 de octubre de 2019.
Jóvenes conductores de tuk-tuk, un servicio de transporte local, esperan para trasladar a los heridos a hospitales durante las protestas antigubernamentales en Bagdad, Irak, 5 de octubre de 2019. Thaier Al-Sudani / Reuters

La violencia Irak ha escalado en los últimos años y especialmente se espera un aumento en la ciudad de Sadr esta semana. Históricamente, el distrito que la contiene ha presentado disturbios difíciles de sofocar, puesto que con frecuencia las protestas surgen del descontento de una población con poco acceso a servicios básicos.

El Parlamento iraquí, que celebró su primera sesión este 8 de octubre desde que inició la crisis días atrás, discutió la situación de las protestas y abordó nuevos planes de reforma destinados a tranquilizar a los manifestantes.

Con Reuters

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.