Saltar al contenido principal

Londres y Bruselas muestran indicios de avances en torno al Brexit

El negociador jefe de Brexit de la UE, Michel Barnier, conversa con el ministro de Asuntos Exteriores irlandés, Simon Coveney, durante el Consejo de Asuntos Generales sobre el estado del Brexit, en Luxemburgo, el 15 de octubre de 2019.
El negociador jefe de Brexit de la UE, Michel Barnier, conversa con el ministro de Asuntos Exteriores irlandés, Simon Coveney, durante el Consejo de Asuntos Generales sobre el estado del Brexit, en Luxemburgo, el 15 de octubre de 2019. Francois Lenoir / Reuters

Por primera vez desde la llegada de Boris Johnson al poder ambas partes resaltan los avances en las negociaciones sobre la salida de los británicos de la UE. Aclaran, sin embargo, que es una meta "difícil" de conseguir antes del 31 de octubre.

Anuncios

El Brexit se asoma a la vuelta de la esquina y Reino Unido aguarda expectante si finalmente su Gobierno y la Unión Europea lograrán alcanzar un acuerdo para la salida del país del proyecto comunitario antes del próximo 31 octubre, o si este asunto que ha colapsado la política británica los últimos años será postergado una vez más.

Por el momento los comentarios de lado y lado reflejan visos de optimismo por primera vez desde la llegada de Johnson al poder: "Incluso aunque un acuerdo es difícil, cada vez más difícil, aún es posible lograrlo esta semana", aseguraba, no sin cierta cautela, Michel Barnier, jefe negociador de la Unión Europea para el Brexit, a primeras horas de este 15 de octubre.

En la misma línea se ha mostrado el Gobierno británico. Sin embargo, Downing Street se mostró cauto al asegurar poco después de los comentarios de Barnier, que aunque se sigue trabajando en las conversaciones, "aún queda trabajo por hacer", según aseguró este 15 de octubre el portavoz del Gobierno a la agencia de noticias Reuters.

Pero no solamente Londres y Bruselas dan señales de que el proceso se podría estar destrabando. También el primer ministro irlandés, Leo Varadkar, muy crítico con la posibilidad de crear una frontera dura entre las Irlandas, aseguró que las negociaciones estaban progresando y se "mueven en la dirección correcta". Sin embargo, Varadkar enfrió un poco las perspectivas de un acuerdo inminente al asegurar que quedan aún "obstáculos" por superar.

Concesiones sobre controles fronterizos, una de las hipótesis sobre el pacto

A medida que avanzan las conversaciones, crecen también las especulaciones respecto a sobre qué girará la propuesta de Johnson y qué tan factible será que tanto Bruselas como los legisladores británicos le den su visto bueno al documento. Cabe recordar que el pacto alcanzado en noviembre pasado por el anterior Gobierno de Theresa May fue rechazado tres veces por la Cámara de los Comunes.

Algunos medios británicos han avanzado que Londres estaría dispuesto a hacer concesiones respecto al futuro de la frontera entre Irlanda del Norte y la República de Irlanda (principal motivo de rechazo del pacto de May) para facilitar el acuerdo y, según el diario 'The Guardian', este 16 de octubre podría llegar publicarse un primer borrador de acuerdo.

La frontera irlandesa, un obstáculo para la armonía del Brexit

El medio de comunicación británico aseguró que Reino Unido podría aceptar que existan controles aduaneros entre Irlanda del Norte y el resto del país, una polémica opción que la ex primera ministra británica Theresa May descartó durante su mandato por considerar que esta separaría a Irlanda del Norte del resto del país.

En caso de que se firmara un nuevo tratado entre ambos lados del Canal de la Mancha, el primer ministro británico podría tratar que el Parlamento del Reino Unido lo sometiera a votación el próximo 19 de octubre, día en que está prevista una una sesión extraordinaria en la Cámara de los Comunes.

De ser aprobado el acuerdo por ambas partes, el país podría efectuar su salida pactada el próximo 31, cuando está previsto que el país abandone el bloque. Sin embargo, en caso de no haber conseguido consenso, Boris Johnson se vería forzado a pedir una extensión del acuerdo, so pena de enfrentar a la Justicia de su país.

Con EFE y Reuters

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.