Saltar al contenido principal

Policía que mató a una joven afrodescendiente en Texas es arrestado y acusado de asesinato

Declaraciones de Ashley Carr, hermana de Atatiana Jefferson, a la prensa. Dallas, Texas 14 de octubre 2019.
Declaraciones de Ashley Carr, hermana de Atatiana Jefferson, a la prensa. Dallas, Texas 14 de octubre 2019. AP/ KDFW

El oficial, quien presentó su renuncia el Departamento de Policía de Fort Worth, Texas, enfrenta cargos por asesinato. Este es considerado un nuevo crimen racial que levanta fuertes críticas sobre los procedimientos policiales en Estados Unidos.

Anuncios

La muerte de Atatiana Jefferson sigue desatando la furia de las organizaciones defensoras de las comunidades afrodescendiente en EE.UU., en lo que se considera como un nuevo presunto crimen racial.

El jefe de la policía de Fort Worth, Edwin Kraus, aseguró que si el oficial, de tez blanca, Aaron Dean, no hubiera presentado su renuncia, igual iba a ser despedido. También aseguró que en los documentos de la policía quedará destacado que el oficial, que llevaba tan sólo un año y medio en las filas de la policía, salió de forma "deshonrosa". El agente enfrenta cargos criminales y es acusado por asesinato. Intentó expresar sus disculpas a la familia de la víctima: "Esta información no puede aliviar el dolor de la familiar de Atatiana, pero espero que le demuestre a la comunidad que nos tomamos estos incidentes en serio".

Mi intención era reunirme con él para terminar su empleo con el Departamento de Policía de Fort Worth. Sin embargo, el oficial presentó su renuncia en la mañana de este sábado antes de que nos reuniéramos. Aunque ya no trabaja para la ciudad, continuaremos la investigación administrativa como si lo hiciera".

Ed Kraus, Jefe de la policía de Fort Worth.

La alcaldesa de Fort Worth, Betsy Price, dijo que la ciudad traería un panel de expertos nacionales de terceros para revisar las acciones del departamento de policía. "Toda la ciudad está sufriendo. No hay nada que pueda justificar lo que sucedió el sábado por la mañana, nada".

Los hechos ocurrieron este fin se semana en la ciudad de Fort Worth al norte de Texas, cuando Dean y otros miembros de la policía, se dirigieron a la casa de Jefferson en respuesta al llamado de un vecino, quien quería asegurarse de que todo estuviera bien en la casa de la joven.

De acuerdo con el reporte oficial de la policía, James Smith, de 62 años, había solicitado un chequeo de “bienestar” en la vivienda, ya que veía las luces encendidas y la puerta abierta; estaba preocupado y temía que algo le hubiera sucedido.

“Cuando hice la llamada, que no era de emergencia, no dije que fuera un robo. No dije que había gente peleando. No dije nada para hacerlos sacar un arma. Todo lo que tenían que hacer era tocar el timbre” dijo Smith a la prensa estadounidense.

De acuerdo con el testimonio de la hermana de Atatiana, Ashley Carr, la joven estaba en su casa esa noche cuidando de su hijo de 8 años, con el que jugaba video juegos antes de ser víctima de disparo que resultó ser fatal. La madre del menor relató a la prensa que su hijo fue testigo de los acontecimientos de esa noche.

Un video del Departamento de Policía de Fort Worth muestra el momento del disparo

Al llegar a la vivienda, el video de la cámara que portaba uno de los agentes muestra cómo se acercaron con linternas, susurrándose unos a otros en la oscuridad. Luego se percibe al oficial Dean mirando por la ventana de uno de los dormitorios y gritando “levante las manos, muéstrame las manos”. Las palabras son seguidas inmediatamente por el sonido de un disparo. Dean nunca se identificó como miembro de la policía ni le dio tiempo a la que creía ser una sospechosa de obedecer a sus órdenes verbales.

El comunicado oficial de la policía de Fort Worth, asegura que, tras abrir fuego, los policías entraron en la vivienda y empezaron las labores de primeros auxilios de la joven, quien falleció minutos más tarde en el lugar.

El reporte también describe que los agentes habrían encontrado un arma dentro de la vivienda, aunque por el momento se desconoce si estaba cerca de la mujer. También se desconoce si el policía supo de la existencia del arma cuando decidió disparar.

La familia de Jefferson rechaza que la policía de Fort Worth adelante su propia investigación y exige una pesquisa federal por la muerte de la joven y el enjuiciamiento rápido del agente. Aseguran que el rompimiento de los protocolos es más que obvio: "Cometieron errores de sentido común. Pasaron por una puerta abierta, no se anunciaron, pasaron por una segunda puerta abierta y tampoco se anunciaron", dijo S,Lee Merritt abogado de la familia de la víctima.

El vecino que hizo la llamada a las autoridades se ha mostrado bastante perturbado por el hecho. “Estoy furioso, estoy molesto… Siento que lo que pasó es en parte culpa mía. Si nunca hubiera llamado a la policía ella seguiría viva”, dijo Smith a la prensa estadounidense.

Otro policía de Dallas fue declarado culpable este mes por un caso similar

El tiroteo de Atatiana Jefferson, ocurrió menos de dos semanas después de que un oficial de policía en otra ciudad de Texas, recibiera una sentencia de prisión de 10 años por el tiroteo fatal que en 2018 acabó con la vida de otro hombre afrodescendiente que se encontraba desarmado en su apartamento.

Varios cientos de personas participaron en una emotiva vigilia este domingo en Fort Worth para honrar a Jefferson y protestar por la acción policial.

Con Reuters y AFP

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.