Saltar al contenido principal
Serie Argentina

La centralidad de la agenda feminista en las elecciones argentinas (2/5)

France 24

Quien asuma la presidencia el 10 de diciembre en Argentina no podrá dejar de darle un lugar central a la agenda de género, que ha venido ganando cada vez más fuerza en el país sudamericano.

Anuncios

"En este momento aborto legal, seguro y gratuito", respondió Lorena Robles, cuando France 24 en Español le preguntó cuál era la principal demanda del 34 Encuentro Nacional de Mujeres que tuvo lugar dos semanas antes de las elecciones en la ciudad de La Plata, provincia de Buenos Aires, del que era una de las participantes, junto a decenas de miles de mujeres.

Ese es el pedido más sonoro de los movimientos feministas a la sociedad argentina en este momento, parte de una demanda más amplia.

"El feminismo es un movimiento colectivo", dijo Robles, "donde lo único que se pide básicamente es igualdad de condiciones, nada más".

En el país sudamericano hubo más de 225 femicidios en 2018, según la Oficina de la Mujer de la Corte Suprema de Argentina; casi siete de cada 10 mujeres pertenecen al grupo poblacional de menores ingresos y lo inverso ocurre con el grupo de mayores ingresos, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC); de acuerdo con estimaciones no en el país hay más de 450.000 abortos clandestinos cada año.

Son todas cifras que se encuentran en el centro de los reclamos de los movimientos de mujeres, de los feminismos argentinos.

Con la ola feminista muchas mujeres jóvenes se sumaron al activismo y la política

Movimientos que cuentan en sus filas a mujeres muy jóvenes.

Como Rocío Ricci, de 22 años, que siente que mientras no se apruebe el cambio de la normativa sobre el aborto, ella y sus pares seguirán "siendo ciudadanas de segunda que no pueden tener poder sobre sus propios cuerpos y sus propias vidas".

Mientras marchaba por las calles de La Plata le dijo a France 24 cuál es su pedido hacia quienes conquisten puestos de poder en las próximas elecciones: "Que nos escuchen, que esto no quede en vano y que escuchen lo que estamos gritando en esta lucha que es tan importante para nosotras".

{{ scope.counterText }}
{{ scope.legend }}© {{ scope.credits }}
{{ scope.counterText }}

{{ scope.legend }}

© {{ scope.credits }}

Ofelia Fernández, de 19 años, que desarrolla su actividad política desde el inicio del colegio secundario y es candidata del opositor Frente de Todos a legisladora de la Ciudad de Buenos Aires, también levanta las banderas del feminismo.

En un acto de su campaña, en una plaza de la ciudad, le dijo a este medio que empezó a adentrarse en el movimiento a los 15 años, cuando se llevó a cabo la primera movilización de Ni Una Menos, en contra de los femicidios.

Una vinculación que se reforzó con el reclamo por el cambio de ley del aborto.

"La lucha por el aborto fue la que me permitió dar el salto y asumirme como referencia y asumir la formación y la capacidad de mi generación", dijo.

Hay avances, pero falta mucho camino por recorrer

Fernández cree que ya hay algunos avances en el marco de los reclamos feministas, como la ley de educación sexual integral: "Esa ley nos permite a nosotras no tener que darnos cuenta militando y discutiendo de algunas injusticias, sino que nos eduquen en el consentimiento para no tener que sufrir abusos, que nos eduquen en el placer para no tener que estar sometidas, y que nos eduquen en la diversidad para no tener que hablar de homofobia y de transfobia como problemas en esta sociedad".

Pero sabe que todavía falta y considera que, para seguir avanzando, no solo alcanza con exigir, sino que también hay que ocupar espacios.

Esto es imparable, vamos a llegar hasta que consigamos lo queremos conseguir"

Lorena Robles, feminista

"Yo creo que para pensar en completar buena parte de nuestra agenda tiene que haber feministas pensando otros planos de la política porque hay una cuestión de que esa desigualdad se pisa con otras", dijo Fernández. "Mientras haya feministas que puedan sacar un par de obstáculos y acelerar el proceso, creo que es mejor".

Es algo que buscará hacer ella en la legislatura porteña si triunfa en las elecciones, tal como harán otras mujeres feministas en otros cargos que se disputan el 27 de octubre.

Pero no llegará una de ellas a la Presidencia, porque este año todos los candidatos son hombres, algunos más abiertos y otros menos a las demandas de los movimientos de mujeres.

Tal vez pensando en ellos, Lorena Robles advirtió: "Esto es imparable, vamos a llegar hasta que consigamos lo queremos conseguir; y, como se dice: agradezcan que no estamos pidiendo venganza sino solamente igualdad".

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.