Saltar al contenido principal
Historia de Europa

Alemania conmemora los 30 años de la caída del Muro de Berlín

La canciller alemana Angela Merkel enciende una vela en el memorial dedicado a la época de división por el Muro de Berlín y a las víctimas de quiénes intentaron cruzarlo, en Berlín, Alemania, el 9 de noviembre de 2019.
La canciller alemana Angela Merkel enciende una vela en el memorial dedicado a la época de división por el Muro de Berlín y a las víctimas de quiénes intentaron cruzarlo, en Berlín, Alemania, el 9 de noviembre de 2019. Fabrizio Bensch / Reuters

La canciller de Alemania Angela Merkel, junto al presidente del país, Frank-Walter Steinmeier, acompañados por los máximos dirigentes de países de Europa del Este y Centroeuropa, conmemoraron el 30 aniversario de la caída del Muro de Berlín.

Anuncios

Alemania está de celebración: el 9 de noviembre se cumplen 30 años de la caída del Muro de Berlín, que propició la reunificación del país y el fin de una era, marcada por la Guerra Fría.

En el acto principal, frente al monumento del Muro de Berlín, participaron la canciller alemana Angela Merkel, acompañada del presidente del país bavaro, Frank-Walter Steinmeier, así como del presidente húngaro, Janos Ader y sus homólogos, el checo, Milos Zeman; el polaco Andrzej Duda o la eslovaca Zuzana Caputova.

El presidente de Alemania, Frank-Walter Steinmeier, junto con sus homólogos, el húngaro Janos Ader, el polaco Andrzej Duda, la esolavaca, Zuzana Caputova y el checo Milos Zeman, depositando rosas en el memorial del Muro de Berlín.
El presidente de Alemania, Frank-Walter Steinmeier, junto con sus homólogos, el húngaro Janos Ader, el polaco Andrzej Duda, la esolavaca, Zuzana Caputova y el checo Milos Zeman, depositando rosas en el memorial del Muro de Berlín. Fabrizio Bensch / Reuters

La participación en el acto central de los máximos mandatarios de otras naciones de Europa del Este y Centroeuropa responde al efecto que tuvo la caída del muro de Berlín en sus países, para desligarse del control soviético, separarse de Moscú y adoptar el modelo de las democracias occidentales.

Así lo indicó el presidente Steinmeier en su discurso: "Junto con nuestros amigos, recordamos con profunda gratitud los eventos sucedidos hace 30 años. Sin el coraje y la voluntad de libertad de polacos, húngaros, checos y eslovacos, las revoluciones pacíficas de Europa del Este y la reunificación de Alemania no hubiesen sido posibles".

Por su parte, Merkel es la primera canciller de Alemania nacida en la zona este, controlada por la RDA socialista, y, a su vez, fue una de las personas que cruzaron a Alemania occidental el mismo día que cayó el muro.

La canciller, en su discurso, indicó que la caída del Muro de Berlín es una buena oportunidad para recordar la esencia de Europa: "Los valores en los que está fundada Europa, como la libertad, la democracia, la igualdad, el estado de derecho, el respeto por los derechos humanos, deben llenarse de vida y han de ser defendidos una y otra vez".

También, desde las instituciones europeas, se quiso rendir un homenaje particular a la celebración del hito.

Jean-Claude Juncker, presidente de la Comisión Europea (CE), destacó en Twitter que la caída del muro supuso el inicio de un nuevo capítulo para Europa y un fenóneno en la política mundial.

"La caída del muro de Berlín fue un hito para la política mundial y el inicio de un nuevo capítulo, tanto para el continente de Europa como para mí".

Por otro lado, el presidente del Parlamento Europeo, David Sassoli apuntó que el legado de la caída del muro debe servir para seguir "derribando muros y prejuicios, derrotando el nacionalismo y trabajando por una Europa basada en la solidaridad".

El muro de Berlín tenía una longitud de 155 kiómetros y estuvo levantado desde 1961 hasta 1989. Su ruptura se produjo durante la noche del 9 al 10 de noviembre, y como consecuencia, siguió un levantamiento pacífico y popular en toda Alemania Oriental, que respondía a las exigencias de una mayor libertad de circulación entre países, como demostraron las evasiones masivas a embajadas del Pacto de Praga y Varsovia y por la frontera de Hungría y Austria.

Proyecciones, instalaciones artísticas y conciertos

Durante toda la semana se realizaron unos 200 eventos solo en Berlín, en lugares emblemáticos, como las iglesias donde se formó la resistencia de Alemania Oriental o los edificios donde desarrollaba sus actividades la Stasi.

En estos eventos destacaron conferencias, instalaciones de arte, charlas de testigos, películas y exposiciones, que tuvieron como lema "7 días y 7 lugares".

Por ejemplo, en la Puerta de Brandenburgo de Berlín, el artista estadounidense Patrick Shearn realizó una instalación de arte, titulada "Visions in Motion", con 100.000 serpentinas, en las que se mostraban 30.000 mensajes que expresaban deseos, esperanzas y recuerdos, suspendidos en el aire, con el objetivo de formar una nube de libertad de 150 metros de largo.

Los deseos fueron proyectados sobre un enorme globo instalado frente a la Puerta de Brandenburgo, considerado como un símbolo del triunfo de la paz sobre las armas. Además, sobre la fachada de la sede de la Stasi aparecieron las demandas de entonces.

Otra de las actividades destacadas ha sido la proyección de imágenes del muro en importantes lugares de la época, como el mismo edificio de la Stasi, la East Side Gallery o la Puerta de Brandenburgo.

Precisamente, en la Puerta tuvieron lugar conmemoraciones de todo tipo, entre las que destacó el concierto de la orquesta Staatskapelle, dirigida por Daniel Barenboim, que interpretó la quinta sinfonía de Beethoven, también conocida como "La Sinfonía del destino".

Con EFE y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.