Saltar al contenido principal

Permanencia de Morales en el poder amenazaba democracia en Bolivia, dice Brasil

Anuncios

Brasilia (AFP)

El gobierno brasileño estimó este martes que la permanencia de Evo Morales en el poder habría amenazado el "orden democrático" en Bolivia, luego de que la OEA constatara que se "benefició" de un fraude en las elecciones del 20 de octubre.

"La renuncia de Evo Morales [el domingo] abrió camino para la preservación del orden democrático, el cual se vería amenazado por la permanencia en el poder de un presidente beneficiado por un fraude electoral", afirmó la cancillería en un comunicado.

El gobierno del ultraderechista Jair Bolsonaro divulgó el comunicado poco después de que el líder indígena llegara a México, donde el gobierno izquierdista de Andrés Manuel López Obrador le otorgó asilo político.

"El proceso constitucional está siendo preservado en su integridad en Bolivia", señala.

Morales, el primer presidente indígena de Bolivia, renunció en medio de una ola de protestas luego de que una auditoría de la Organización de Estado Americanos (OEA) constatara que hubo "irregularidades serias" en los comicios del 20 de octubre, que dieron la victoria a Morales en primera vuelta ante el opositor Carlos Mesa.

Ante la convulsión social, la Policía y el Ejército le quitaron el apoyo al líder indígena, que horas después renunció. En la carta de dimisión que entregó al Congreso, aseguró que se trató de una "renuncia obligada" derivada de un "golpe de Estado político, cívico y policial".

Pero el gobierno de Bolsonaro "rechazó completamente" la tesis de golpe.

"La repulsión popular luego de la tentativa de farsa electoral (constatada por la OEA), que favorecía a Evo Morales, produjo su deslegitimación como presidente y por consiguiente el clamor de varios sectores de la sociedad boliviana por su renuncia", agregó cancillería.

Aunque es un presidente abiertamente anti-izquierdista, Bolsonaro mantuvo relaciones cordiales con Morales y en junio pasado llegó a elogiarlo por dar "señales de querer apartarse del Foro de Sao Paulo", una articulación de partidos y movimientos de izquierda latinoamericanos.

Morales, electo por primera vez en 2006 y que buscaba su cuarto mandato en línea, fue una de las pocas figuras de la izquierda sudamericana que asistió a la investidura de Bolsonaro el 1 de enero pasado.

Brasil y Bolivia negocian la extensión de un contrato de aprovisionamiento de gas boliviano que llega a término en diciembre de este año.

El gobierno de Bolsonaro afirmó, en la nota de cancillería, que está "listo para colaborar con las autoridades interinas" bolivianas para apoyar la "transición pacífica" y que desea "mantener y profundizar su amistad y cooperación con Bolivia en todas las áreas".

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.