Saltar al contenido principal

El príncipe Andrew de Inglaterra se retira de sus funciones por el caso Epstein

El príncipe Andrew, Duque de York, visita el Royal National Orthopaedic Hospital para abrir el nuevo edificio Stanmore, en Londres, Reino Unido, el 21 de marzo de 2019.
El príncipe Andrew, Duque de York, visita el Royal National Orthopaedic Hospital para abrir el nuevo edificio Stanmore, en Londres, Reino Unido, el 21 de marzo de 2019. Archivo-David Mirzoeff/ Vía REUTERS

El monarca hizo el anuncio este 20 de noviembre, tras una polémica por su amistad con el empresario estadounidense, Jeffrey Epstein, acusado de pederastia, y hallado muerto en su celda, en Nueva York, el pasado agosto.

Anuncios

Es una medida sin precedentes en la monarquía británica, tras un escándalo sexual en Estados Unidos que tocó las puertas de la familia real. Según fuentes del Palacio de Buckingham, citadas por el diario The Daily Telegraph, fue la propia reina Isabel II, madre del también conocido como Duque de York, quien tomó la decisión de apartarlo de sus “funciones públicas”.

Mediante un comunicado emitido este miércoles, el príncipe Andrew, octavo en la línea de sucesión al trono, aseguró que lamenta su relación con el banquero, que estaba detenido sin derecho a fianza, mientras se desarrollaba el juicio en su contra por tráfico sexual y abuso de menores.

“Lamento sin rodeos mi errónea relación con Jeffrey Epstein"... "Su suicidio ha dejado muchas preguntas sin respuesta, particularmente para sus víctimas (...) Sólo espero que con el tiempo sean capaces de reconstruir sus vidas", señaló.

Estas palabras del príncipe Andrew difieren de las que pronunció el pasado sábado durante una entrevista con la cadena estatal británica BBC, y que generaron áun más controversia, pues la prensa británica lo criticó fuertemente por no pedir perdón públicamente por su relación con Epstein.

Asimismo, el segundo hijo de la reina Isabel II expresó en el comunicado que está dispuesto a colaborar en las investigaciones por el caso de pederastia, pese a que días antes durante el diálogo televisivo con la periodista Emily Maitlis se limitó a decir que sólo hablaría con las autoridades si sus asesores así lo recomendaban.

“Estoy dispuesto a colaborar con las autoridades en sus investigaciones, si es necesario”, puntualizó en la nota de prensa, publicada este miércoles en su cuenta oficial de Twitter.

Pero su arrepentimiento parece haber llegado tarde ya que la falta de empatía, que mostró durante la entrevista, hacia las víctimas de Epstein, profundizó la mayor crisis en el palacio en los últimos años.

En las horas posteriores a su aparición en BBC, varias ONG, empresas y universidades retiraron su apoyo a causas del monarca, entre ellas a su proyecto Pitch@Palace, enfocado en promover nuevas empresas.
 

La relación entre el príncipe Andrew y Jeffrey Epstein

Según la denuncia de Virginia Roberts Giuffre, una de las demandantes del caso por pederastia contra el empresario estadounidense, ella fue forzada por Epstein a tener relaciones sexuales con el príncipe Andrew, en 2001, cuando ella tenía 17 años.

Archivo-Jeffrey Epstein observa durante una audiencia de fianza en el caso del tráfico sexual del financiero estadounidense Jeffrey Epstein, en este boceto judicial en Nueva York, EE. UU.,del 15 de julio de 2019.
Archivo-Jeffrey Epstein observa durante una audiencia de fianza en el caso del tráfico sexual del financiero estadounidense Jeffrey Epstein, en este boceto judicial en Nueva York, EE. UU.,del 15 de julio de 2019. REUTERS/Jane Rosenberg

El monarca ha rechazado estas acusaciones y pese a la existencia de una fotografía de él con Giuffre, asegura que esta imagen pudo haber sido alterada.

El Duque de York afirmó que, en la fecha en que la presunta víctima asegura que ocurrió el encuentro en marzo de 2001, él se encontraba con su hija Beatriz en una pizzería. Andrew señala que conoció a Epstein a través de Ghislaine Maxwell, para entonces novia del hombre señalado de pederastia, y a quien ayudaba a reclutar sus víctimas, según la acusación de Giuffre.

La muerte de Epstein se produjo el 10 de agosto de 2019, un día después de que documentos judiciales revelaran que en 2016 había sido acusado de enviar a Giuffre, siendo menor de edad, a tener relaciones sexuales con dos expolíticos, que formaban parte de su presunto círculo sexual. La información salió a la luz pública luego de que un tribunal federal de apelaciones de Manhattan rechazara la petición de Maxwell de mantenerlos en secreto.

En 2008, Epstein también fue acusado de abusar sexualmente de varias adolescentes en una de sus mansiones, en Palm Beach, pero en ese momento evitó la cárcel debido a un acuerdo de culpabilidad que requería que admitiera un solo cargo del estado de Florida de solicitar prostitución a un menor y registrarse como delincuente sexual. El millonario fue entonces condenado a 13 meses de cárcel y llegó a un acuerdo económico con las víctimas.

Pero en 2019, cuando todo parecía indicar que no podía impedir una condena en su contra, aparentemente se suicidó en su celda, aunque las circunstancias de su muerte aún no han sido esclarecidas.

Con Reuters y EFE
 

selfpromo.newsletter.titleselfpromo.newsletter.text

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.